Cartas al director
i

El silencio de la protesta

Soy uno de los muchos que salimos a la calle en contra de la intervencion imperialista en el Golfo apoyada por nuestro "realista" Gobierno y la pléyade de intelectuales agradecidos al poder, y me siento aludido por su editorial del pasado lunes.Se nos acusa de guardar un "miserable silencio" respecto a la supuesta Intervención iraquí contra los kurdos. Y digo supuesta porque después de todas las mentiras vertidas durante la pasada guerra, cuando sale por televisión un rostro quemado por el napalm, ya no sabe Lino si es un kurdo abatido por los iraquíes, un iraquí quemado por los yanquis o un figurante pintado para la ocasión. O si la imagen corresponde a la II Guerra Mundial o a un vídeo de ciencia ficción.

Lo que sí parece realidad, porque lo reconocen ustedes mismos, es que los yanquis siguen ocupando territorio iraquí, que el "Gobierno legítimo" feudal-faseista de Kuwait sigue haciendo "desaparecer" a cientos de palestinos dentro de su territorio y que la agresión sionista contra la nación palestina sigue su curso inmutable.

No creo que mucha gente aquí pueda apoyar al actual Gobierno de Bagdad por lo que tiene de aventurero y liquidacionista, pero menos podemos apoyar a la potencia imperialista de primer orden que es EE UU. Por ello, el "ardor guerrero" de la mayoría de los medios de comunicación suena a Himno de la Fiel Infantería.

Mención aparte merecen vuestros lamentos acerca de la "trayectoria trágica" de la nación kurda que "nunca ha logrado consolidar una existencia estatal". ¿Qué dirán vascos y catalanes de vuestra repentina defensa del nacionalismo oprimido en... África?-

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 23 de abril de 1991.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50