Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El líder del Partido Nacionalista de Melilla atacado por militantes socialistas

El secretario general del Partido Nacionalista de Melilla (PNM), Juan Diez de la Cortina, abandonó ayer la unidad de vigilancia intensiva del hospital Comarcal del Insalud, donde se encontraba ingresado desde el pasado sábado. Juan Diez resultó herido al ser atacado por un grupo de militantes socialistas cuando se enfrentó con ellos mientras retiraban cartelones colocados por el PNM, en los que, en los que se culpaba al delegado del Gobierno, Manuel Céspedes, y al alcalde socialista, Gonzalo Hernández, de la situación de inseguridad que, según el PNM, vive la ciudad.Según Rafael Diez, hermano del golpeado, él y Juan, junto a dos simpatizantes del partido, fueron avisados el viernes por la no he de que alguien estaba arrancando su propaganda. Al acudir al lugar de los hechos, en la Puerta del Mercado del Real, los jóvenes del PSOE golpearon a Juan Diez con bates de madera, aprovechando que estaba solo, ya que sus acompañantes habían ido a avisar a la policía.

La versión de la policía señala que los hermanos Díez iniciaron una discusión verbal con cinco personas a las 12.30 de la noche del viernes. Una hora más tarde los dos grupos volvieron a encontrarse en el Mercado del Real, donde se produjo el enfrentamiento físico que, además, causó dos heridos leves entre. los supuestos agresores, informa la agencia Servimedia.

Tras serle aplicados puntos en la cabeza, Juan Diez pasó a su domicilio donde sufrió un desvanecimiento que motivó su traslado al hospital. Ayer fue facilitado un parte médico en el que se especifica que Juan Díez presentaba "una cefalea intensa y estado confusional que se confirma con la exploración; observándose además sintomatología compatible con una hemiparesia izquierda" que ha aconsejado el que siga hospitalizado.

La agresión al político nacionalista ha sido condenada por los grupos políticos locales, que piden que el Partido Socialista de Melilla-PSOE expulse a los agresores entre quienes, según el propio Juan Diez, figuraba Jaime Rullant Bassets, primo de Julio Bassets, secretario general de los socialistas melillenses.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 18 de septiembre de 1990