Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno británico juzga inconcebible un Gibraltar independiente

Un Gibraltar independiente, sin el consentimiento de España, es algo inconcebible para el Gobierno británico, según el ministro británico para Asuntos de Gibraltar, Francis Maude, en declaraciones recogidas por un medio gibraltareño. El número dos del ministerio de Asuntos Exteriores británico subraya que la puesta en marcha del acuerdo hispano-británico sobre la utilización conjunta con España del aeródromo de Gibraltar es de interés para gibraltareños y se muestra partidario a aumentar, en otros terrenos, la cooperación entre Gibraltar y España.Las manifestaciones de Maude, las primeras por parte británica desde la reunión ministerial que tuvo lugar en Madrid el pasado mes de febrero, aluden al estancamiento reinante sobre el tema central de la soberanía e incluyen el compromiso británico, con los gibraltareños, de no permitir un cambio de soberanía contra los deseos de éstos. Preguntado si el Gobierno de Londres piensa tomar algunas iniciativas para romper este estancamiento, el ministro británico responde que no está seguro de que las grandes iniciativas fuesen de utilidad por entender que simplemente elevan la temperatura política y hacen más dificil conseguir acuerdos prácticos y sensatos en temas de cooperación.

El acuerdo de Bruselas de 1984, por el que se consiguió restablecer relaciones normales entre Gibraltar y España con la apertura plena de la verja fronteriza, continuará siendo el marco adecuado para entablar conversaciones entre ambos países sobre el tema de Gibraltar. Maude insta al primer ministro Gibraltareño, Joe Bossano, para que cambie de opinión y que se una a la delegación británica en futuras reuniones bajo el marco de Bruselas. Según las tesis gibraltareñas, participar en el proceso de Bruselas es ayudar a Epaña a conseguir la soberanía del peñón.

El gobierno británico se mostraría conforme con que se promovieran mayores contactos entre los gibraltareños y las autoridades Españolas, aunque se piensa en el Foreign Office que el gobierno español no aceptaría que Bossano mantuviera conversaciones directas con ministros Españoles. Maude no descarta que esto pueda ocurrir en el futuro, anque subraya que, como paso previo, los responsables gibraltareños deben participar como íntegrantes de una delegación británica.

Preguntando sobre la situación independencia para Gibraltar, el ministro británico estima que el gobierno español no aceptaría un Gibraltar independiente, y por tanto no es una posibilidad que genere expectativas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 15 de mayo de 1990