Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Millares de Personas se manifestaron ayer en la capital

FERRAN SALES ENVIADO ESPECIAL, Millares de argelinos (cerca de medio millón, según los organizadores) se manifestaron ayer por las calles de la capital para protestar por la profanación de tumbas de los rnártires de la independencia acaecida en los últimos meses en diversos cementerios del país. La marcha había sido convocada por dos organizaciones nacionales: la de los muyahidin (soldados voluntarios de la guerra de independencia) y la asociación que agrupa. a los huérfanos de los choucha (mártires).

Prácticamente la totalidad de partidos, políticos y grupos civicos han apoyado con comunicados esta protesta.La profanación de tumbas de voluntarios de guerra de la independencia contra Francia ha venido provocando en Argelia una oleada de nacionalismo e indignación. Esta crispación culminó a finales del pasado mes de abril cuando se descubrió la profanación de la tumba de uno de los principales poetas nacionalistas bereberes, acaecida en un cementerio de la región de Kabilia. Pocos días más tarde se profanaban otras tumbas en el cementerio de Argel.

El procurador general de la República -ministerio fiscal- inició inmediatamente una investigación, y el pasado día 8 hizo público un comunicado con el que se pretendía calmar la indignación popular. El procurador general de la República anunciaba en su comunicado que llevaría a término la investigación con todo rigor, y aseguraba que en las últimas horas se había detenido a 11 personas, entre las cuales se encontraban 10 menores. Dos de estos detenidos han pasado a disposición del juez instructor.

Indignación

La acción de la justicia no ha calmado la oleada de indignación popular, según se desprende de la convocatoria de la manifestación efectuada ayer. La marcha se ha llevado a término cuando no se cumplen aún las 24 horas de la manifestación unitaria a favor de la democracia (véase EL PAÍS del día 11 de mayo). La manifestación se inició a las diez de la mañana en la plaza Primero de Mayo, para finalizar en la de los Mártires. Los secretarios generales de las dos organizaciones convocantes pronunciaron largos discursos entre los gritos de los asistentes que pedían justicia para los mártires de la revolución.

Numerosas personas no pudieron reprimir la emoción y prorrumpieron en llantos. Junto a los oradores alguien había colocado una inmensa pancarta en la que se veía el esqueleto de un hombre cubierto por una bandera argelina, mientras que en el extremo del dibujo aparecía una mano llevando ura antorcha encendida.

La oleada de nacionalismo coincide con el nacimiento de una asociación cívica bautizada con el nombre Fundación Ocho de Mayo de 1945, con la que se pretende reivindicar la memoria de 45.000 argelinos ejecutados por el Ejército francés como consecuencia del brote independentista acaecido 17 años antes de la independencia del país. Los promotores de esta fundación han venido celebrando esta semana en la localidad de Kherrata un coloquio internacional sobre los crímenes contra. la humanidad y contra los crímenes de guerra. En el transcurso de este coloquio, portavoces de la organización han comparado los crímenes de guerra cometidos por los franceses a los cometidos contra los judíos por el nazismo. Los promotores de esta asociación, que se formalizará en los próximos días, anunciaron asimismo que reclamarán al Gobierno francés una indemnización para los descendientes de estas víctimas. Por su parte, la asociación de repatriados de África del Norte (Pieds-Noirs) han reaccionado inmediatamente y han anunciado su intención de pedir explicaciones a los parlamentarios de su país.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de mayo de 1990