Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cierra la sala de arte Metrònom por dificultades económicas

La sala de arte contemporáneo barcelonesa Metrónom, dedicada desde 1984 a exposiciones de arte experimental y auspiciada por la Fundación de Arte Contemporáneo Tous-de Pedro, que la dotó también de una importante biblioteca de temas artísticos, ha cerrado sus puertas por dificultades económicas, según confirmó una persona vinculada a la sala. Las únicas incógnitas pendientes sobre el futuro de esta sala de arte son el destino de la biblioteca, que puede quedar abierta al público si el patronato de la fundación lo decide así, y la continuidad de la librería adyacente, que funcionaba en régimen de concesión y que presumiblemente también cerrará sus puertas."Ha sido imposible mantener la viabilidad de la sala con el nivel de costes de operación de los últimos tiempos y las distintas subvenciones que nos habían otorgado. La fundación ha hecho un gran esfuerzo por mantener abierta una sala dedicada al arte experimental, un tipo de arte que, por naturaleza, no mueve multitudes y, aparentemente, las instituciones oficiales conceden o deniegan las subvenciones en función del número de visitantes de cada exposición", explicó a este diario una persona vinculada a la sala. En los próximos días, los fondos de la colección de arte contemporáneo Tous-de Pedro -almacenados en otros locales- se trasladarán a la planta baja del edificio del número 9 de la calle de Fussina para ser depositados allí. La biblioteca permanecerá en el piso superior del inmueble, un antiguo almacén, construido en 1918.

La sala Metrónom abrió sus puertas el 29 de noviembre de 1984, auspiciada por Rafael Tous e Isabel de Pedro, poseedores de una destacable colección de arte contemporáneo y experimental.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 3 de marzo de 1990