Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fallece el ex presidente salvadoreño Duarte después de una prolongada agonía

José Napoleón Duarte, ex presidente de El Salvador, murió ayer de un paro cardiaco causado por una embolia pulmonar. El ex presidente democristiano, de 64 años, gobernó el país entre los años 1980 y 1989 primero al frente de una junta cívico-militar y posteriormente como presidente constitucional.

Su fallecimiento se produjo después de una prolongada agonía con múltiples complicaciones clínicas como consecuencia de un cáncer abdominal. Una fuente de la familia declaró que el ex presidente, que recibió ayer por la mañana los últimos sacramentos, murió "tranquilo y consciente", en la compañía de su esposa, Inés Durán, sus hijos Inés, María Eugenia y Alejandro, y de los médicos que lo atendían."La muerte del ex presidente es un sentimiento de duelo nacional, pues sus obras fueron de gran importancia en el desarrollo de la vida política del país", manifestó Roberto Viera, dirigente del partido Demócrata Cristiano, del que Duarte era presidente vitalicio. Viera anunció que su partido presentará a la asamblea legislativa una solicitud en la que se piden tres días de duelo nacional por la muerte de Duarte.

José Napoleón Duarte Fuertes nació en San Salvador en 1926. Fue uno de los protagonistas de la fundación en 1960 del Partido Demócrata Cristiano salvadoreño, del que fue elegido primer secretario general en 1961.El deterioro político en El Salvador aumentó en la década de los setenta y en octubre de 1979 triunfó un golpe de Estado protagonizado por militares moderados y apoyado por la Democracia Cristiana. Duarte, después de volver al país desde su exilio venezolano, dio su apoyo a la Junta formada en enero de 1980, de la que entró a formar parte en marzo de 1980.En esas mismas fechas ocurrió el asesinato de monseñor Arnulfo Romero, Arzobispo de San Salvador, que desató una espiral de violencia que la Junta no supo atajar. El desprestigio de la Junta afectó también a Duarte, quien fue nombrado ese mismo año presidente de la Organización de Partidos Demócrata Cristianos de América Latina (ODCA) y vicepresidente de la Unión Mundial Demócrata Cristiana en un intento de revitalizar su discutida posición política interna.

El 14 de diciembre de 1980 fue elegido presidente de su país tras la disolución de la Junta. El primer período presidencial de Duarte estuvo marcado por la ofensiva final lanzada por la guerrilla. El presidente consiguió el pleno apoyo de Estados Unidos, que envió a El Salvador ayuda económica y de defensa.

Duarte venció en las elecciones presidenciales celebradas en 1984 y afrontó el diálogo con la guerrilla.

Duarte, que fuera criticado por besar la bandera norteamericana en una de sus giras oficiales a Estados Unidos, será velado en capilla ardiente durante tres días y dos noches en la Iglesia María Auxiliadora de San Salvador, según fuentes de la Democracia Cristiana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 24 de febrero de 1990

Más información

  • La Democracia Cristiana pide tres días de luto nacional