Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

ETA libera al industrial Adolfo Villoslada

El industrial Adolfo Villoslada, que permanecía secuestrado por ETA desde el pasado 24 de noviembre, fue liberado ayer a las diez de la noche cerca de Pamplona. A las 22.30, el empresario, de 48 años de edad, llegó a su casa del barrio pamplonés de San Juan. "Me han tratado bien", fue uno de los primeros comentarios a su mujer e hijos. "Tengo mucha alegría", dijo a los periodistas. El Ministerio del Interior dijo que la liberación no cambia nada. "No hay negociación posible", declaró un portavoz.

Villoslada fue conducido por sus secuestradores, a bordo de un vehículo y con música a todo volumen, a un descampado de la localidad de Esquíroz, a unos tres kilómetros de la capital navarra, donde fue dejado encapuchado y atado.Diez minutos más tarde, Villoslada llamaba al timbre de la puerta de su casa. Su presencia originó gritos de alegría entre los hijos y la esposa del industrial. "Se encuentra bien. Con una barba crecida y el pelo largo", señalaron miembros de su familia. "Muy delgado, pero bien", comentaron los tres trabajadores de la empresa Estructuras Metálicas Añuri quie precisamente ayer regresaron de Estrasburgo, adonde se habían desplazado para gestionar acciones en favor de la liberación de Villoslada.

El delegado del Gobierno en Navarra, Jesús García Villoslada, acudió antes de medianoche al domicilio del empresario. Al salir, comentó su gran preocupación por el destino quedarán los etarras al dinero del rescate, cifrado entre 200 y 900 millones de pesetas por un rotativo navarro hace cuatro días.

A las once de la noche, Villoslada comentó a su abogado que durante su secuestro estuvo encerrado en un habitáculo de 1,70 metros de largo al que se descendía por una escalera. Los terroristas le dejaron una silla, un saco de dormir y varios libros.

La liberación de Villoslada se produce días después de que Ángel Alcalde, ex preso de ETA y dirigente de HB, pidiera en París al Gobierno y a ETA que se iniciasen negociaciones y que comenzase de inmediato una tregua bilateral. Como "prueba de buena voluntad", ETA, según Alcalde, podría poner en libertad en breve al industrial Villoslada.

Un portavoz del Ministerio del Interior declaró ayer, minutos después de conocer la noticia de la liberación, que este hecho "no modifica" la posición de ese departamento sobre ETA. "Nada ha cambiado. No hay negociación posible", añadió.

Página 13

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 17 de febrero de 1990

Más información

  • Interior advierte que nada cambia, porque "no hay negociación posible" con los terroristas