Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pérez Puig nombra a su mujer, Mara Recatero, directora adjunta del teatro Español

El director montará 'Las mocedades del Cid' como primera producción propia de la temporada

El director del teatro Español, Gustavo Pérez Puig, confirmó ayer el nombramiento de su mujer, Mara Recatero, como directora adjunta. Pérez Puig sustituye desde el 1 de diciembre a Miguel Narros, tras la terminación del contrato de éste, y fue designado por el nuevo equipo de centroderecha del Ayuntamiento, institución de la que depende el local. A la pregunta de si no le preocupa que el nombramiento de su mujer pueda considerarse poco ejemplar, Pérez Puig recordó la trayectoria profesional de ella y dijo que se debe buscar el equipo "con el que resulte más cómodo trabajar".

A la conferencia de prensa en la que Pérez Puig informó de los próximos espectáculos que se presentarán en el teatro -con Las mocedades del Cid, de Guillén de Castro, y el Don Juan Tenotio, de Zorrilla, como títulos principales- asistió el concejal de Cultura, Joaquín Álvarez de Toledo. Miguel Narros interpuso una demanda, cuya vista se celebrará a finales de enero, contra el concejal tras las acusaciones de éste sobre supuestas irregulanidades en su etapa.Gustavo Pérez Puig dijo que Mara Recatero, aparte de ser su esposa, "es una persona con 20 años de profesión, 15 montajes firmados y 100 programas de televisión. Ha sido directora adjunta durante cinco años del teatro Maravillas, concertado con el Ministerio de Cultura, y anteriormente siempre ha trabajado conmigo". Añadió que "hay cosas mucho menos ejemplares" que el nombrar para un cargo así a una profesional como Recatero, y afirmó que podría dar "pistas horripilantes". "Mi biografía es cristalina e intachable", dijo. El director anunció que en breve se dará a conocer la composición del resto de su equipo.

Teatro clásico

Respecto a la programación, ésta se iniciará el próximo día 19 con el Ballet de la Scala de Milán. Del 25 de enero al 4 de marzo se representará la obra El príncipe constante, de Calderón de la Barca, dirigida por González Vergel. En marzo se prevé un homenaje a Rafael Alberti, con Rosa León, y dos espectáculos del Festival Internacional de Teatro: Esther, de la compañía Lizswados, y Titus Andronicus, del Teatro Estable de Génova.Un espectáculo de José Heredia dará paso, el 15 de abril y hasta el 15 de julio, a Las mocedades del Cid, montaje de Pérez Puig que se repondrá en septiembre. El 15 de octubre se presentará Don Juan Tenorio, dirigido por Pérez Puig, hasta diciembre. Montajes, aún sin determinar, que en su día firmaron Cayetano Luca de Tena y Luis Escobar, uno cada uno, se repondrán y estarán en cartel en 1991.

Ese año, Pérez Puig tratará de presentar un ciclo de montajes sobre Don Juan en colaboración con el Ministerio de Cultura, la Expo-92 y la Comunidad de Madrid, que incluiría El burlador de Sevilla, de Tirso de Molina, dirigido por Juan Antonio Bardem; Don Juan, de Mozart, en montaje de Francisco Nieva, y el Tenorio, dirigido por Pérez Puig. También para 1991 está previsto que se inicie un ciclo con los 36 títulos más representativos del teatro español del siglo XX, que incluyen desde El gran galeoto, de Echegaray, hasta Bajarse al moro, de Alonso de Santos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 10 de enero de 1990