Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ECOLOGÍA

El Gobierno no autoriza al petrolero 'Khark 5' a fondear en ningún puerto del archipiélago canario

Representantes de Presidencia del Gobierno y de los ministerios de Asuntos Exteriores, Defensa, Transportes y Agricultura y Pesca decidieron ayer no autorizar al petrolero iraní Khark 5 el acceso a un puerto canario para descargar las 200.000 toneladas de crudo que aún almacena en sus tanques. El gabinete de crisis, reunido durante dos horas y media en la sede de Exteriores, sugiere que el trasvase se efectúe a otro petrolero, cerca de las aguas jurisdiccionales españolas. El armador iraní solicitó a oficial a mediodía de ayer. En medios de la marina mercante no se descarta que España aproveche la ocasión para negociar la liberación del capitán de la marina mercante Jesús Manuel Rosales, preso en Irán.

El capitán Jesús Manuel Rosales está preso en Irán desde el pasado mes de mayo, 18 días después de que el petrolero iraní que capitaneaba, el Minab IV, se viese involucrado en el incendio de un pesquero en el que murieron 12 personas y 20 resultaron heridas. Rosales, vecino de La Coruña, casado y con dos hijas, no ha sido juzgado.La petición de la compañía armadora del Khark 5, accidentado el 19 de diciembre cerca de la costa atlántica marroquí, se produjo a través de su representante en España, la naviera Pérez y Cía. España impuso varias condiciones para que el petrolero iraní, situado a unas 160 millas al norte de Lanzarote, pueda acercarse a las costas españolas: la seguridad de que no pierda crudo, la existencia de medios suficientes para realizar las operaciones de trasvase y la supervisión técnica de expertos españoles.

La Comandancia General de la Zona Marítima de Canarias dispuso ayer la salida de dos unidades navales y un avión Fokker para controlar los movimientos, del buque iraní. También está en situación de alerta el destructor Fram, con base en El Ferrol. Emilio Martín, jefe del servicio de contaminación, de la Dirección General de la Marina Mercante, aseguró ayer que el Khark 5 no derrama petróleo desde hace 6 o 7 días, aunque persista el peligro de que se rompan otros tanques.

Apoyo ecologista

El Gobierno marroquí rechazó la entrada del Khark 5, que ha perdido 70.000 toneladas de su carga, en sus costas alegando que no disponía de medios técnicos suficientes y pidió formalmente al Gobierno español en la mañana de ayer que permita el acceso del barco a las islas Canarias. Varias organizaciones ecologistas instan al Gobierno español a recibir al petrolero siniestrado, entre ellas Greenpeace, que ayer desplazó su buque insignia hacia las islas Canarias para forzar la entrada en puerto del Khark 5, informa la agencia France Presse.

Los fuertes vientos, de 30 a 50 kilómetros por hora, y las corrientes marinas volvieron ayer a ensombrecer el relativo optimismo de las autoridades marroquíes del día anterior, cuando la mancha inicial, de una superficie estimada de 65.000 hectáreas, se había fragmentado. Aunque hasta anoche el petróleo de la gran marea negra no hubiese alcanzado las costas marroquíes, en Oualidía (170 kilómetros al sur de Casablanca) los miembros del Estado Mayor de la llamada cédula de crisis temen lo peor.

"Por ahora se trata de poner a salvo los importantes criaderos de ostras y de otras especies marinas, que, pese a las barreras flotantes establecidas con ayuda británica, están seriamente amenazadas", declaró ayer un miembro del comité de crisis desplegado en Oualidía, informa desde Rabat. Said Jedidi.

Protesta canaria

Por su parte, el presidente del Gobierno de Canarias, Lorenzo Olarte, ha mostrado su malestar ante la actitud del Gobierno central al permitir el arribo al puerto de Santa Cruz de Tenerife del petrolero Aragón y ordenar la descarga del crudo que almacena.

En un comunicado de prensa, el Ejecutivo autónomo señaló ayer que la operación Aragón se ha realizado "sin contar con esta comunidad autónoma ni haber informado a la misma con posterioridad a esta decisión, cuando la marea negra, de imprevisibles consecuencias, pudiera afectar a los sectores pesqueros y turísticos de las islas".

El alcalde de Santa Cruz de Tenerife y el presidente del Cabildo, los insularistas Manuel Hermoso y Adán Martín, respectivamente, se han expresado de igual forma, llegando este último a calificar de "actuación típica de un virrey" la ejercida por el gobernador civil de la provincia, Julio Pérez, informa Lucas Zenmar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 5 de enero de 1990

Más información

  • España se plantea negociar el canje de un capitán español preso en Irán desde el mes de mayo