Una casa de oficios

en el barrio de Orcasitas fue inaugurada ayer por el alcalde, Agustín Rodríguez Sahagún. En el centro, inaugurado en una de las zonas más deprimidas de Madrid, se desarrollarán labores culturales, cursos de idiomas, de informática y de radio. El alcalde señaló que con esta casa de oficios podrán abrirse camino 300 jóvenes, que "podrían haberse frustrado y haber caído en la marginación, la droga o la delincuencia".

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS