Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tribuna:

Situación preocupante

Los pronósticos se han cumplido, por ahora, al pie de la letra y los mercados de valores han sufrido las consecuencias de una falta absoluta de compradores unida a los intentos, casi siempre infructuosos, por deshacerse de papel. La mayoría de las cotizaciones se han inclinado a la baja, pero hay un grupo, el de construcción, que ha acusado como ningún otro esa ausencia de dinero. También el sector bancario tuvo que sorportar un buen número de partidas vendedoras que han obligado a casi todos los grandes a ceder posiciones y a propiciar un cierre apagado y falto de expectativas a corto plazo,El comportamiento del mercado norteamericano en la tarde anterior, con una baja de 16 puntos tras una apertura medianamente positiva, confirmó los temores de los inversores autóctonos que estásn viendo cómo desaparecen poco a poco los escasos argumentos que invitaban a mantenerse en el rnercado. En la tarde de ayer, el mercado continuo se mostró incapaz de variar la situación, va que Wall Street abrió también con una ligera subida.

La pregunta cuya respuesta puede aportar mucho dinero es hasta dónde puede llegar ahora el mercado, pues nadie duda del deslizamiento a la baja como primera respuesta ante esta situación. Los chartistas tienen sus números bien hechos y esperan a que los datos vayan confirmando sus expectativas para actuar, mientras que los partidarios del análisis fundamental, o del simple olfato, se muestran más pesimistas sobre la posibilidad de tomar posiciones en renta variable.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 16 de noviembre de 1989