Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CIENCIA

El cerebro de los hombres es diferente anatómicamente al de las mujeres

Investigadores que estudian el cerebro han descubierto que existen diferencias anatómicas entre los hombres y las mujeres, las cuales pueden determinar diferencias en las habilidades mentales. Los descubrimientos, aunque basados en estudios de pequeña escala sobre cerebros humanos y todavía muy preliminares, son potencialmente muy significativos, aunque suscitan controversias entre algunos científicos y las feministas.

Si existen diferencias sutiles en la estructura anatómica del cerebro entre los hombres y las mujeres, ayudaría a explicar por qué las mujeres tienden a recuperarse más rápidamente y más a menudo de ciertos tipos de daños cerebrales que los hombres.También podría ayudar a saber por qué hay más niños que niñas que sufren de dislexia y la razón de que en general las mujeres dominen más las habilidades verbales. Los investigadores no han logrado todavía saber por qué a los hombres se les da mejor todo lo que tiene que ver con relaciones espaciales.

Los nuevos descubrimientos han sido presentados por científicos de un área creciente, la neuropsicología de diferencias sexuales. La investigación en esta área ha sido siempre controvertida porque algunas feministas piensan que la existencia de diferencias sería utilizada para explicar así las supuestas deficiencias femeninas. Algunos científicos, por otra parte, piensan que las diferencias halladas son consecuencia de influencias ambientales, como la educación recibida.

Diferencias y ventajas

Las nuevas investigaciones presentan un panorama complejo del cerebro en el cual las diferencias en la estructura anatómica parece implicar ventajas en llevar a cabo ciertas tareas mentales. Los investigadores, sin embargo, subrayan que no está claro que la educación o la experiencia no sirvan para superar o anular los efectos de estas diferencias.Uno de los hallazgos más significativos es que parte del cuerpo calloso, la estructura fibrosa que conecta los hemisferios izquierdo y derecho del cerebro, es mayor en las mujeres que en los hombres. El descubrimiento es sorprendente porque en general los hombres tienen el cerebro mayor que las mujeres.

Dado que el cuerpo calloso relaciona muchas partes del cerebro, esta diferencia sugiere disparidades mayores entre hombres y mujeres. Se han referido diferencias en dos partes del cuerpo calloso, el esplenio y el istmo, ambas situadas en la parte posterior del órgano. Esta parte relaciona las áreas corticales de cada lado del cerebro que controlan algunos aspectos del habla, tales como la comprensión del lenguaje hablado y la percepción de las relaciones espaciales. Un istmo mayor en las mujeres se relaciona así con la superioridad femenina en algunas pruebas de inteligencia verbal. Sin embargo, no se sabe qué puede tener que ver con la ventaja de los hombres en las pruebas sobre relaciones espaciales. En otras pruebas se ha demostrado en mujeres una relación entre una mejor fluidez verbal y un mayor tamaño del esplenio.

Las supuestas diferencias entre hombre y mujer son todavía objeto de grandes polémicas, pero en general se acepta que las mujeres tienen ventajas en determinadas habilidades verbales. Así, por ejemplo, como media, las niñas empiezan a hablar antes que los niños, y las mujeres tienen mayor fluidez verbal y tienen menos equivocaciones en gramática y pronunciación.

Por otra parte, los hombres, como media, suelen tener más habilidad en el dibujo de mapas de lugares en los que han estado y en rotar mentalmente imágenes geométricas imaginarias, una habilidad útil en matemáticas, ingeniería y arquitectura.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 19 de abril de 1989