Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La falta de tres ministros devalúa la 'cumbre' con Francia

La segunda reunión ministerial hispano-francesa, a la que asistirán esta vez el presidente François Mitterrand y los jefes de Gobierno, Michel Rocard y Felipe Gonzáfez, comienza mañana en Montpellier con la ausencia, insuficientemente explicada, de varios ministros clave, cuya asistencia estuvo inicialmente anunciada. En Montpellier tan sólo estarán cuatro ministros españoles -los de Asuntos Exteriores, Cultura, Defensa y portavoz del Gobierno- y sus homólogos franceses, además de varios secretarios de Estado; pero no acudirán ni el titular de Economía y Hacienda ni los de Educación e Interior, lo que hace, según reconocieron fuentes diplomáticas francesas, que la cumbre quede algo "devaluada".

Resulta especialmente significativa la ausencia de los respectivos titulares de Transportes pocos días después de que una fuente del Elíseo (residencia del presidente francés) dijera que la no concesión a la empresa francesa Alsthom del contrato del Tren de Gran Velocidad (80.000 millones de pesetas) sería "un gesto políticamente inamistoso".Tanto fuentes francesas como españolas dijeron ayer que el contrato, pendiente de concesión a Alsthom o a la alemana Siemens (o, por partes, a ambas), no forma parte del temario que será abordado po los ministros que se reunirán en Montpellier, aunque, matizó un alto funcionario español, "nunca se puede saber de lo que hablarán los dos jefes de Gobierno, o González y Mitterrand". Mitterrand ha decidIdo encar garse personalmente del dossier Alsthom, reconocieron fuentes francesas.

Los franceses también trata rán de reabrir, en lo posible, el tema de una posible colabora ción española en el avión de combate Rafale, pese a que nuestro país ya se pronunció por la opción EFA (Avión de Combate Europeo), capitaneada por la República Federal de Alemania.

Una fuente gubernamental española admitió que aún cabe la posibilidad de que se fabriquen "algunos componentes en común" entre los proyectos Rafale y EFA, propuesta que de fendió el ministro de Defensa, Narcís Serra ante sus homólogos de los países de la Comunidad Europea.

La cumbre de Montpellier tendrá, según la versión oficial, un carácter de "promoción de la cooperación cultural y científico-técnica", básicamente; éstos fue' ron los temas más olvidados en el seminario ministerial hispano-francés celebrado a comienzos de, octubre en el hostal de San Marcos, en León.

Estos mismos medios señalaron que "el ritmo de los encuentros hispano-franceses se ha intensificado tanto (por ejemplo, Felipe González se ha visto con su homólogo francés 10 veces en los últimos siete meses) que las cumbres ya no tienen carácter excepcional".

Con ello, se trata de explicar la devaluación, en cuanto a asistentes, de Montpellier cuando hace apenas un mes se aseguraba que la que comienza mañana iba a ser la cumbre bilateral más concurrida de ministros y que asistirían al menos nueve por cada lado.

Por otra parte, las fuentes españolas minimizaron igualmente las declaraciones de un alto funcionario francés, según el cual sería "políticamente inamistoso" no conceder el contrato del Tren de Gran Velocidad (TGV) a Alsthom, o concedérselo sólo parcialmente: según éstas fuentes, responsables franceses aseguraron este fin de semana a las autoridades españolas que esta frase "no responde a lo que se piensa en el Elíseo". Tanto los medios españoles como franceses consultados por este periódico insisten en que el clima que rodea a la cumbre de Montpellier, ciudad adonde González llegará a primera hora de la tarde de mañana, es "excelente".

Como prueba de buena voluntad, Francia -que rechaza que la cooperación antiterrorista tenga algo que ver "con cualquier contrato u otros temas"ha anunciado que reanudará la entrega de exiliados vascos a España, cuando éstos sean condenados por los tribunales franceses.

Ello no obstante, tampoco deja de sorprender la ausencia de los respectivos responsables de los ministerios del Interior en la reunión de Montpellier. Especialmente cuando se produjo un mero "relativo entendimiento" entre José Luis Corcuera y Pierre Joxe en el seminario de León, según reconocieron fuentes gubernamentales españolas.

Sí estarán en Montpellier, en cambio, los titulares de Defensa, aunque no se incorporarán a los trabajos hasta el jueves, poco antes de la clausura de la cumbre.

Francia está interesada en la colaboración española en su proyecto de misiles antiaéreos. También se pasará, en este capítulo, examen a los resultados de grupo de reflexión estratégica entre ambos países, que ya ha producido algunos estudios sobre la seguridad en el Mediterráneo occidental.

Un tema obviamente importante en la reunión, a la que asistirá por primera vez el nuevo embajador francés en España, Henri de Coignac, será la continuación de las conversaciones para la coordinación'de las presidencias española y francesa de la Comunidad Europea. Medios de la Moncloa dijeron que el de esta semana "podría no ser" el último encuentro bilateral de alto nivel entre Frencia y España antes de que nuestro país asuma la presidencia comunitaria el 1 de enero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de noviembre de 1988

Más información

  • Los responsables de Interior, Hacienda y Educación estarán ausentes de la reunión de Montpellier