EL DÍA DE LA HISPANIDAD

Los Reyes, junto con el Gobierno en pleno, presidieron los actos de la Fiesta Nacional

Los Reyes de España, acompañados del príncipe Felipe y de la infanta Cristina, presidieron ayer en Madrid los actos centrales organizados con motivo de la celebración de la Fiesta Nacional, que incluyeron una parada militar en el paseo del Prado y una recepción para un millar de invitados en el palacio Real. En ambos casos estuvieron presentes el Gobierno en pleno -incluido el vicepresidente, Alfonso Guerra, quien no suele asistir a ceremonias de ese tipo- y los principales representantes de las Cortes, el Poder Judicial y las comunidades autónomas.

Más información

El acto castrense se inició a mediodía frente al monumento a los fallecidos por la patria, situado en la plaza de la Lealtad, junto al mencionado paseo madrileño. Tras los honores militares de ordenanza, el Rey, que vestía uniforme del Ejército de Tierra, depositó una corona de laurel al pie del monumento, un obelisco en cuya base están esculpidas las palabras Honor a todos los que dieron su vida por España.Seguidamente, una banda militar interpretó el Himno de Oración y una sección de la Guardia Real efectuó una descarga de fogueo con sus fusiles. De nuevo en el Paseo del Prado, el Rey observó desde una plataforma el desfile de las diversas unidades de los tres ejércitos que desfilaron a pie. La última unidad en pasar ante la tribuna fue una compañía de la Guardia Civil que, como es habitual en estos casos, fue la más aplaudida por los millares de personas congregadas.

Recepción en el palacio

Además del Príncipe, con uniforme del Ejército del Aire, y de la infanta Cristina, al acto asistieron el Gobierno -sólo faltó el ministro para las Relaciones con las Cortes, Virgilio Zapatero, de visita en Guinea Ecuatorial-, los presidentes del Congreso y Senado, los jefes de los tres ejércitos y los presidentes del Tribunal Constitucional y del Consejo del Poder Judicial.Tras este acto, las autoridades se desplazaron al Palacio Real, a donde también acudieron los presidentes de las 17 autonomías y los altos cargos de la Adminizstración -hasta el nivel de director general-, así como embajadores y destacadas figuras de la política española. A la recepción estaba invitado un millar personas. Sólo en el patio del palacio fueron aparcados más de 400 automóviles oficiales, incluidos los de los escoltas. Según la agencia Europa Press, la esposa de Felipe González, Carmen Romero, llegó con retraso, por lo que no pudo asistir al inicio de los saludos personales que hicieron a los Reyes los invitados.

[Belisario Betancur, ex presidente de Colombia, dijo ayer en Granada que "en los ideales de paz y libertad se resumen hoy nuestras dolencias y también nuestras, esperanzas". Betancur participó en los actos tradicionales ante la cripta de los Reyes Católicos en conmemoración del Día de la Hispanidad, informa Alejandro V. García.]

[En Huelva 500 niños participaron en la denominada Caravana 12 de Octubre, organizada por el patronato provincial del V Centenario y que recorrió los principales lugares colombinos, informa Juan C. Álvaro.]

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 12 de octubre de 1988.

Lo más visto en...

Top 50