Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dos soldados franceses, asesinados en Beirut este

Dos soldados franceses fueron asesinados ayer, y un tercero resultó gravemente herido, en Beirut este, el sector mayoritariamente cristiano de la capital libanesa. Dos jóvenes armados con fusiles automáticos abrieron fuego desde un automóvil contra los tres hombres cuando éstos salían de una tienda en el distrito de Dora, informaron las agencias de noticias de la zona.

Al )arecer, sobre las diez de la mañana, los tres soldados habían aparcado su jeep en una pequeña calle de dicho distrito beirutí y entrado en una tienda donde compraron algunos regalos. A la salida, dos hombres jóvenes, según declaraciones de testigos presenciales a la agencia kuwaití Kuna, les dispararon y se dieron a la fuga. La huida, de acuerdo con, las fuentes, se produjo en un coche pequeño de fabricación japonesa carente de placas de matrícula."Estoy conmovido y preocupado", declaró al conocer la noticia el embajador francés en Líbano, Paul Blanc. Dos de los soldados, atacados estaban destinados a la protección de la embajada francesa y el tercero, en la residencia privada del embajador.

Los fallecidos son, según una portavoz de la representación diplomática francesa, los tenientes Christian Moudon, de 48 años, y André Crouz, de 29. El primero murió inmediatamente después de ser alcanzado por los disparos de os dos atacantes y el segundo, pocos minutos después, cuando era trasladado al hospital. La tercera víctima del atentado, el soldado Miguel Collignion, de 30 años, quedó internada en el hospital Hotel-Dieu, de Beirut. "Collignion sufre heridas graves y ha sido operado de emergencia", informó al respecto la policía beirutí.

Condena de Gemayel

El presidente libanés, Amin Gemayel, llamó por teléfono al embajador francés para transmitirle su pesar y condenar enérgicamente el atentado. Gemayel solicitó, por otra parte, "a los servicios competentes realizar una investigación para desenmascarar a los criminales y a sus mandantes". El primer ministro libanés en funciones, Selim Hoss, también llamó al diplomatico francés para censurar la acción.

Milicianos de las Fuerzas Libanesas (cristianas) que tienen una oficina en las proximidades de donde tuvo lugar el asesinato, se unieron al Ejército y las fuerzas de seguridad para cercar la zona y establecer controles, sin que lograran detener a los agresores.

Dos grupos desconocidos, las Brigadas Internacionales contra el Imperialismo y el Frente de Justicia y Venganza, se atribuyeron posteriormente el atentado.

El de ayer es el segundo atentado que se produce este año en Beirut este y el primero contra intereses franceses. En septiembre del año pasado, fue asesinado el coronel Christian Gouttiere, destinado como agregado militar por el Gobierno de París. Al menos 73 franceses han muerto en atentados en el Líbano en los últimos cuatro años y 125 soldados galos desde 1978, cuando París envió el primer contingente de tropas para la FINUL, las fuerzas de paz de la ONU establecidas en el sur de Líbano. El atentado más sangriento contra Francia fue la explosión de un camión suicida en 1983 contra el cuartel general francés en el sur de Beirut, que costó la vida a 58 paracaidistas.

Por otra parte, la familia del irlandés Brian Keenan, de 33 años, secuestrado en la capital libanesa desde hace 19 meses, ha hecho un llamamiento al "pueblo de Beirut" para que colabore en su liberación. En un mensaje destinado a los secuestradores, su madre y sus tres hermanas le escriben: "Tu situación nos ha ayudado a entender más claramente los problemas del mundo". La petición está contenida en una carta, publicada ayer por el diario de izquierdas beirutí As Safir.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 30 de octubre de 1987

Más información

  • Dos grupos desconocidos reivindican el atentado