En libertad sin fianza el campesino que mató a un sargento en Gerona

Jordi Cros Ginar, el campesino que el pasado sábado mató de un disparo al sargento del Ejército de Tierra Ignacio Purón, que en el curso de unas maniobras militares nocturnas se escondió en su propiedad, fue puesto ayer en libertad sin fianza por el juez de Figueres. Las maniobras no habían sido anunciadas a los vecinos. Según la familia, que ayer se mostraba consternada, Jordi quería disparar al aire para ahuyentar a los supuestos ladrones.

Jordi Cros, de 52 años, y su hermano comparecieron ayer ante el juez instructor, que también tomó declaración al gobernador militar de Gerona, general Martín Olmedo, para conocer el tipo de maniobra que estaban realizando los soldados. Jordi Cros llegó custodiado por miembros de la Guardia Civil y con la cabeza tapada con un jersey. Hubo momentos de nerviosismo, y su hermano llegó a enfrentarse con un fotógrafo.Según la versión facilitada por el hermano de Jordi Cros, éste disparó después de ser alertado por los ladridos del perro que guarda la masía La Riera, donde viven. Según él, Jordi Cros temía la presencia de ladrones, pues en los últimos tres años había sufrido cuatro robos. Salió de la casa y oyó unos ruidos a escasos metros de la puerta, por lo que sospechó que los posibles ladrones querían entrar en la

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0014, 14 de septiembre de 1987.

Lo más visto en...

Top 50