Muerto de un tiro en la sien en una persecución policial en Alcalá de Henares

Felipe Domínguez Becerra, de 26 años, casado y con tres hijos, falleció el pasado martes de un disparo en la sien que efectuó un policía "cuando trataba de detenerlo" en Alcalá de Henares. Según la versión policial, el disparo se produjo de forma accidental en el curso de una persecución, cuando Domínguez se detuvo bruscamente y el policía chocó con él. Un testigo, Manuel Vaz Gregorio, declaró que la víctima iba esposada y que es incierto que se detuviera. El juez instructor tomó ayer declaración a los dos policías que trataron de detener a la víctima, pero no decidirá si hay procesamientos hasta que esté concluido el sumario. [El forense del juzgado de Alcalá declaró anoche a Efe que el disparo se produjo "casi a cañón tocante"

Más información

Domínguez fue detenido en la madrugada del lunes acusado de varios atracos, entre ellos el perpetrado en el restaurante Bahía en Torrejón de Ardoz. Tras permanecer dos días en la comisaría, Domínguez, que se encontraba bajo los efectos del mono, fue trasladado a la casa de socorro que está situada a escasos metros de las dependencias policiales. Poco después fue dado de alta -la policía no especificó si le fue suministrado algún medicamento y llevado a la comisaría. Al bajar del furgón policial, siempre según la misma versión, se desprendió de las esposas y huyó.El detenido llegó hasta el parque de O'Donnell, situado a unos 300 metros de la comisaría, perseguido por dos policías. Los agentes declararon que, pese a disparar dos veces al aire, Domínguez prosiguió sucarrera. Los policías se dispersaron al llegar al parque y uno de ellos le siguió más de cerca.

La versión policial explica que, cuando uno de los agentes estaba a punto de capturar al fugado, éste se detuvo de pronto y propició un choque fortuito.

En ese momento, según afirmó el policía, se disparó su pistola. El agente, cuyo nombre no fue facilitado, declaró que el arma se le disparó accidentalmente como consecuencia del golpe. Domínguez falleció en el acto.

"Lo han matado", aseguró Felipe Domínguez, padre del fallecido. "Es imposible que mi hijo lograra quitarse las esposas en el coche de la policía", dijo. "Pienso que intentó escapar, pero no creo la versión policial. Es pura propaganda". El padre anuncié su intención de personarse en el sumario como acusación particular.

El fallecido, que estaba casado y tenía tres hijos -de cinco, tres y dos aflos-, trabajaba esporádicamente, con su padre, que es contratista de obras, en una empresa constructora. "Era bueno y trabajador", dijo el padre, que reconoció que su hijo era drogadicto.

María Jesús García, de 23 años, esposa del fallecido, declaró ayer que no pudo ver a su esposo en ningún momento. "Fui a comisaría a llevarle tabaco y comida el lunes por la maflana y no me dejaron verlo. El martes volví, a las seis de la tarde, y me dijeron que era imposible que lo viera. ¡Cómo lo iba a ver, si estaba muerto!". María Jesús se enteró dos horas después de que su esposo estaba en el depósito de cadáveres.

Domínguez, natural de Puebla de Don Rodrigo (Ciudad Real), llegó a Alcalá de Henares con su familia hace 19 años. Según su esposa, comenzó a tomar heroína hace siete. Intentó varias veces dejarlo, pero no lo logró. Domínguez tenía antecedentes por robo.

A últimas horas de la tarde de ayer, el forense, el comisario de policía y el juez que instruye las diligencias sobre el caso se personaron en el depósito de cadáveres, donde se realizó la autopsia. En el cementerio esperaban los padres del muerto y Manuel Vaz Gregorio, testigo del suceso. "No tomaré ninguna determinación por el momento", aseguró el juez a la salida del depósito. "No decidiré si hay procesamientos hasta que el sumario ;se cierre".

[El forense del juzgado de Alcalá declaró a Efe tras la autopsia que la herida de bala que causó la muerte a Felipe Domínguez se produjo "casi a caflón tocante", con entrada por el lado derecho de la cabeza y salida por el izquierdo. El forense agregó que en las muftecas "no tenía marcas" de haber llevado esposas muy fuertes.]

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 17 de junio de 1987.