Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Plataforma Cívica propone a partidos y fuerzas sociales crear una alternativa electoral

La Plataforma Cívica para la Salida de España de la OTAN, que en adelante reducirá su denominación a la de Plataforma Cívica, incluirá en sus objetivos, junto a la exigencia de cumplimiento por el Gobierno de las condiciones de permanencia en la OTAN aprobadas el 12 de marzo y la petición de cancelación del acuerdo de cooperación hispano-norteamericano, la lucha por una política económica que defienda el empleo y el poder adquisitivo de los trabajadores. Asimismo apoyará iniciativas para la "democratización" del funcionamiento del aparato del Estado y una "racionalización en sentido federal" de las autonomías, según el documento de 15 folios debatido ayer en una reunión plenaria de la Plataforma Cívica, al que tuvo acceso este diario.

El documento -que se aprobó por unanimidad después de tres horas de discusión-, recoge una amplia declaración política en la que la Plataforma Cívica confirma su renuncia a convertirse en coalición electoral y convoca a las fuerzas políticas, sociales, cívicas, culturales y a personalidades independientes para que "estudien la posibilidad de ofrecer una alternativa política y electoral ( ... ) con credibilidad suficiente para responder a la demanda expresada en el referéndum del 12 de marzo".En cuanto a su futuro, la Plataforma Cívica expresa en el documento su decisión de continuar existiendo como "una instancia plural y abierta, que actuará por consenso". En una definición genérica de su naturaleza y de sus planes, reivindica como horizonte la "sociedad democrática avanzada", aludida en el preámbulo de la Constitución, y manifiesta su propósito de "convertirse en un instrumento de participación que estimule el dinamismo de la sociedad". Más en concreto, la declaración anuncia el próximo inicio de una campaña de petición de desmantelamiento de las bases militares de utilización conjunta hispano-norteamericana en España, así como la fiscalización, "a modo de comisión de seguimiento", del cumplimiento de las condiciones propuestas por el Gobierno para defender la permanencia de España en la OTAN.

El documento señala como "esfera de actuación preferente" el derecho a la información libre y plural. A la vista de la actuación de TVE en la campaña del referéndum, la Plataforma Cívica afirma que "el problema de TVE, en estas circunstancias, constituye un problema estructural que degrada la democracia española".

Los integrantes de la Plataforma Cívica consideran que "los recientes acontecimientos de Libia ponen de manifiesto el dislate político de sancionar una dependencia respecto a quien ha decidido asumir el papel de gendarme mundial, con libre derecho de intervención militar".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 11 de abril de 1986

Más información

  • Documento por una sociedad democrática avanzada