Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sainz de Varanda, alcalde socialista de Zaragoza, murió ayer tras una larga enfermedad

El alcalde de Zaragoza, el socialista Ramón Sainz de Varanda, falleció ayer, alrededor de las siete de la tarde, a causa de un proceso de hemorragias gástricas, tras el agravamiento, en los últimos cuatro meses, de una larga enfermedad. La corporación celebró anoche un pleno extraordinario convocado con urgencia y acordó conceder a Sainz de Varanda, a título póstumo, la medalla de oro de la ciudad -con la abstención del único concejal comunista, José Luis Martínez Blasco- y decretar tres días de luto. Las honras fúnebres se celebrarán hoy, y se espera la asistencia de destacadas personalidades de la vida política nacional.

Sainz de Varanda, de 61 años, ingresó en la residencia sanitaria Miguel Servet de Zaragoza el pasado 16 de septiembre, aquejado de un proceso de neumotórax. Había sufrido dos operaciones y su estado se agravó en los últimos días. También sufrió una afección renal y, en las últimas horas, una hepatitis. En la madrugada del viernes se le apreció una hemorragia intensiva en el estómago, que hizo que su proceso fuera irreversible, tal como lo anunció a las doce de la mañana de ayer el alcalde en funciones, Antonio González Triviño.La salud del alcalde fallecido preocupó a sus compañeros de ayuntamiento y de partido desde la primavera de 1983, cuando fue tratado en Búfalo (Estados Unidos) de un tumor en la cabeza.

Pasadas las 19.00 horas de ayer, el consejero de Presidencia del Gobierno autónomo, Andrés Cuartero, durante un acto público convocado para presentar un libro sobre el Hogar Pignatelli, futura sede del ejecutivo regional, anunció el fallecimiento de Sainz de Varanda. Cuartero pidió un minuto de silencio a todos los presentes, y anunció la suspensión del acto.

Pleno extraordinario

Nada más conocerse la noticia, acudieron a la residencia sanitaria el presidente de la comunidad autónoma, el de las Cortes regionales, Antonio Embid, el delegado del Gobierno en Aragón, Ángel Luis Serrano, consejeros, concejales, representantes de los partidos políticos, el arzobispo de Zaragoza, Elías Yanes, amigos y familiares del fallecido.La corporación celebró un pleno extraordinario, en el que acordó, concederle a Ramón Sainz de Varanda la medalla de oro de la ciudad y decretar un luto de tres días. La junta de portavoces trasladó el féretro desde la residencia sanitaria hasta el ayuntamiento, en cuyo salón de plenos se instaló la capilla ardiente.

Hoy se celebrarán los funerales en la basílica del Pilar; posteriormente, el féretro será trasladado a hombros de miembros de la corporación hasta la plaza de Paraíso y desde allí continuará en vehículo hasta el cementerio de Torrero, donde será inhumado en el panteón familiar.

Alfonso Guerra, vicesecretario general del PSOE, y Enrique Múgica, responsable de política municipal del partido, así como el presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias, Tomás Rodríguez Bolaños, fueron informados ayer tanto del proceso de la enfermedad como de la muerte de Sainz de Varanda.

Candidatos para sucederle

El grupo socialista del Ayuntamiento de Zaragoza, mayoritario con 18 concejales, deberá elegir el sucesor de Sainz de Varanda a propuesta de la ejecutiva regional del partido, que a su vez presentará una tema a la ejecutiva federal. Así lo establecen los estatutos del PSOE, ya que Zaragoza es una ciudad con más de 50.000 habitantes.La legislación vigente establece que en el caso de Zaragoza inicialmente sea designado el siguiente en la lista -Santiago Vallés-, si bien existe la posibilidad de que renuncie, en cuyo caso el grupo presentaría un candidato al pleno de la corporación.

Los dos concejales que cuentan con mayores posibilidades para ser designados alcalde, son el actual primer teniente de alcalde y responsable del área de Economía y Hacienda, Antonio González Triviño, que ha sustituido a Sainz de Varanda durante sus ausencias; el candidato oficioso del partido es el concejal de Medio Ambiente y Urbanismo, Mariano Bergés.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 11 de enero de 1986

Más información

  • González Triviño y Mariano Bergés, candidatos para sustituirle