Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
TERCER ANIVERSARIO DE LA VICTORIA SOCIALISTA

Las minorías insatisfechas con la gestión socialista

Las minorías parlamentarias se mostraron ayer insatisfechas en general con la gestión del Gobierno socialista, una vez cumplidos sus 1.000 días de mandato. Miquel Roca, portavoz de Minoría Catalana, manifestó en una nota de prensa: "Lo importante no es que lo celebren ellos sino que lo celebren los ciudadanos. Y algunas dudas deben tener los socialistas sobre los sentimientos auténticos de estos ciudadanos cuando tienen que lanzarse a una campaña tan aparatosa de publicidad. Cuando la gente sabe lo que se ha hecho no hay por qué explicarlo a no ser que, sobre todo, se expliquen cosas que se han hecho para disimular las que se han dejado de hacer".El PNV puntualizó que "sería lamentable que, en el último año de su primer mandato, el PSOE realizara una utilización abusiva del poder para configurar un perfil electoral adecuado a sus previsiones de cara a futuras convocatorias a urnas".

Para Gerardo Iglesias, secretario general del PCE "han sido tres años de frustración. El 28 de octubre de 1982, la mayoría de los españoles estaban convencidos que se había abierto un período de cambios. El PCE, aunque mantuvo sus reservas, votó, favorablemente la investidura de Felipe González, creyendo que aquel empuje popular era de tal dimensión que el cambio era inevitable". "Lo que no supusímos añade Iglesias, "es que el Gobierno fuera a enfrentarse abiertamente con las corrientes populares". "Efectivamente, Felipe González ha asumido la política de la derecha".

Po su parte, el secretario general del CDS, José Ramón Caso, señaló que "como toda gestión,, tiene claroscuros. Puntos positivos y puntos negativos. Los positivos se sitúan, sobre todo, en el terrerno de la Educación y el ingreso de España en la CEE. Mientras que lo más negativo, es el abandono de las prioridades de la lucha contra el desempleo y por una sociedad más justa".

El presidente del Partido Reformista Democrático (PRD), Antonio Garrigues, declaró ayer en La Coruña que el único dato positivo de la gestión desarrollada por el PSOE desde que ganó las elecciones es "su ejercicio de travestismo político".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 29 de octubre de 1985