Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Entre el optimismo y los buenos propósitos

Mucho y bien es la frase que los socialistas pensaron hace algunas semanas como lema que resumiese los tres años de labor al frente del Gobierno desde que, el 28 de octubre de 1982, alcanzaron la victoria en las urnas.A la campaña socialista, que hoy será presentada en Madrid por Txiki Benegas, secretario de Organización, se enfrentará la del Esto tiene arreglo ideada por Alianza Popular; los conservadores, de la mano de su presidente, Manuel Fraga, presentarán hoy su preprograma electoral, que posteriormente habrá de quedar consensuado con los otros, partidos de la Coalición Popular.

El mucho y bien de los socialistas incluye un catálogo de las realizaciones de los dos Gobiernos de Felipe González en sus primeros 1.000 días de mandato, que se cumplieron el pasado día 3. Entre estas realizaciones de los Gabinetes socialistas se destacan los progresos en la construcción del Estado de las autonomías, en materia de libertades ciudadanas, los logros económicos -excluyendo expresamente el fracaso ante el desempleo-, la normalización en la situación militar y, sobre todo, las perspectivas que se abren tras la adhesión a la Comunidad Económica Europea.

Frente a ello, el esto tiene arreglo de los conservadores consiste fundamentalmente en una serie de propuestas moderadas para solucionar la crisis económicas: se predica una salida neoliberal diseñada básicamente por Abel Matutes, que parece haber ganado definalvamente la, partida a José Ramón Lasuén como responsable en los asuntos económicos de Alianza Popular.

Ambos partidos han enarbolado la bandera de la modernización como insignia de los tiempos preelectorales que ya corren por el país.

El que los dos partidos mayoritarios, el socialista y Alianza Popular, hayan escogido la fecha del 28 de octubre para el lanzamiento de sus respectivas campañas y no la del 3 de diciembre -día en el que, en 1982, tomó posesión el equipo de Felipe González, relevando al Gobierno centrista de Leopoldo Calvo Sotelo- se explica en el hecho de que la campaña para las autonómicas gallegas, que tendrá un indudable reflejo a nivel estatal, se encuentra ya en todo su apogeo, aunque oficialmente no comenzará hasta el próximo día 8.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 28 de octubre de 1985