Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

49 procesados recurren contra la división del sumario del fraude a la Seguridad Social por tratarse de delitos conexos

Un total de 49 personas, de los 73 procesados por estafa, cohecho y falsedad en el sumario del fraude a la Seguridad Social, descubierto en Barcelona en octubre de 1982, han presentado recurso contra la decisión del juez de instrucción de fraccionar la causa en casi un centenar de sumarios, resultantes de dividir el gigantesco expediente en tantas causas como empresas implicadas, además de un sumario para los funcionarios. Entre los recurrentes se encuentran los inspectores de Trabajo Graciniano Gómez Catón y Ramón Ballesteros Pulido, además de la mayor parte de los empresarios y de los jefes de personal implicados en el procedimiento como representantes de las principales empresas.

Empresarios y funcionarios reclaman la celebración de un solo juicio, que, según su criterio, es la única forma de que sean respetadas las garantías procesales para su defensa, por tratarse de delitos conexos. Otros criterios de tipo político han sido barajados por alguno de los abogados defensores de los empresarios. Según Joan Piqué, la vista multitudinaria y única de este proceso sería la única forma, de "reparar" la supuesta politización del fraude como "causa a la burguesía catalana".La voluminosidad y complejidad del sumario, que en la actualidad ocupa alrededor de 70.000 folios y se ha convertido en uno de los más complicados y temidos en medios judiciales catalanes, aconsejó al ministerio fiscal solicitar el fraccionamiento de la causa. A este fraccionamiento no se han opuesto ni el abogado del Estado ni la acusación popular, ejercida por el abogado Joan Coscubiela, en representación de CC OO de Cataluña. Coscubiela manifestó a este diario que "la lenta tramitación del sumario y las dilaciones sufridas ponen de manifiesto la incapacidad material de la Administración de justicia para investigar los delitos económicos, pero esta circunstancia se dará igual en un solo sumario que con el fraccionamiento acordado, pues se trata de una causa gigantesca a la que no se han dedicado los medios suficientes".

Las razones aducidas por los empresarios y funcionarios recurrentes son de orden procesal e insisten en negar cualquier voluntad dilatoria respecto a la resolución de la causa.

'Consejos de guerra'

Algunos de ellos, asesorados por Piqué Vidal, como Felipe Verdés, Ronsendo Puigneró y Javier, Juncadella Salisachs, se refieren expresamente a que deseando celeridad disminuyen las garantías, y llegan a citar textualmente a los consejos de guerra como ejemplos de procesos rápidos y sin garantías, con lo que se acentúa este indirecto paralelismo con la división de la causa.Según fuentes judiciales, la razón de que 49 de los 73 procesados en la causa hayan solicitado un juicio único, mientras que el resto de los encausados mantiene silencio sobre la resolución judicial de fraccionamiento, podría obedecer a las distintas situaciones probatorias en que cada uno de ellos se encuentra respecto a los delitos que les son imputados. Las imputaciones con valor probatorio fiscal más sólido hallarán en juicios individualizados una mayor celeridad y simplicidad, mientras que las imputaciones más frágiles saldrán beneficiadas al apreciarse singularmente.

En el recurso interpuesto por Javier Juncadella, consejero delegado de Sucesora de J. Coma Cros, se reitera la relación indirecta existente entre el plan de reconversión textil y este fraude. Juncadella afirma que, para acogerse al plan, encargo a la Gestoría Cardellach que se gestionaran requerimientos de la Seguridad Social con urgencia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 15 de octubre de 1985