Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:MÚSICA CLÁSICA

Guinjoan estrena su 'Trama' premio Reina Sofía de Composición de 1983

Esta tarde, en el concierto habitual de la temporada de la Orquesta Sinfónica de RTVE, se estrena Trama, la obra con la que Joan Guinjoan obtuvo en 1983 el Premio Reina Sofía de Composición Musical, en la primera edición de este importante concurso promovido por la Fundación Ferrer Salat.El concierto será dirigido por Max Bragado Darman, músico español que, tras varios años de carrera americana, se ha establecido en nuestro país. En la actualidad dirige la Orquesta Filarmónica de Las Palmas de Gran Canaria. El Concierto para piano y orquesta, de Kabalevsky, con Luis Galve como solista, y la Sinfonía número 4, de Beethoven -en lugar de la anunciada Sinfonía fantástica-, completan el programa.

Guinjoan comenzó a perfilar la obra que hoy se estrena hace varios años y, tras sucesivas revisiones, quedó lista para optar al Premio Reina Sofía, que finalmente obtuvo. El curso de Trama, de 15 a 20 minutos de duración, compren de tres secciones de las cuales la segunda se erige en núcleo fundamental. La introducción, de carácter ambiental, va apuntando distintos motivos musicales -melódicos, rítmicos- que, desarrollándose por sí mismos, irán creando en la sección central un entramado -de ahí el título de la obra- progresivamente complejo, hasta que todas las líneas se entrecruzan y coinciden en un clímax que actúa como eje de la composición. La sección conclusiva, muy atenta a los valores sensoriales del timbre, posee incluso ciertas alusiones tonales.

El maestro catalán maneja la orquesta sinfónica distinguiendo timbres y bloques instrumentales, esto es, como si se tratara de un macroconjunto de cámara. En cuanto al contenido sonoro, reconoce Guinjoan una leve influencia del jazz, como en otras obras suyas, y haber buscado la directa comunicabilidad con la audiencia a base de la simplicidad de los elementos manejados, aunque el proceso combinatorio a que se someten den complejidad a Trama. Por eso considera la obra relativamente fácil de leer, pero complicada de montar. Max Bragado, la Orquesta de RTVE y el público tienen la palabra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 13 de diciembre de 1984