Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno cierra 1.176 kilómetros de ferrocarril para el tráfico de viajeros

Renfe dejará de prestar definitivamente servicios a viajeros en un total de 23 líneas que, en conjunto, representan 1.176 kilómetros de ferrocarril, según acordó el Gobierno en el Consejo de Ministros celebrado el pasado domingo. El Gobierno estableció distintos niveles de actuación para cada uno de los cuatro grupos en que ditribuyó el conjunto de 3.055 kilómetros de la red, cuyo cierre estaba inicialmente previsto en el contrato programa de Renfe por considerlas altamente deficitarias (índice de cobertura inferior al 23,1%).

Un primer grupo, integra do por 10 líneas y con 828 kilómetros de red, será cerrado definitivamente para todo tipo de tráfico a partir del próximo 1 de enero. Un segundo, de 13 líneas y 343 kilómetros, verá cancelado el servicio de viajeros, pero se permite a Renfe el mantenimiento del tráfico de mercancías. Él mantenimiento de las 10 líneas que integran el tercer grupo constituido por un conjunto 1.308 kilómetros dependerá, en cada caso, de los acuerdos que en este sentido alcancen Renfe y la Generalitat. El cuarto grupo de nueve líneas y 571 kilómetros será mantenido. Integran el primer grupo las líneas Calatayud - Burgos (251 kilómetros), Almendricos - Guadix, (161) Jaén - Campo Real (121), Caminreal - Calatayud (69), Ribaroja - Liria (12), Villalonquejar - Ciudad Dosante (106), La Fuente de San Esteban - La Frejenada (61), Cinco Casas - Tomelloso (19), Vadollano -Los Salidos (18) y Ripoll, - San Joan de les Abadeses (10). El Gobierno suprimirá la subvención a todas estás líneas a partir del próximo 1 de enero.

El Gobierno también dejará de subvencionar el segundo grupo, pero autoriza a Renfe a mantener el tráfico de mercancías si se hace cargo del déficit de las líneas. Éste es el caso de las líneas Almorchón - Córdoba (135 kilómetros), Zafra - Jerez (47), Les Franqueses - Granollers (3), Albatera - Torrevieja (26), La Trinidad - Morón (21), Selgua -Barbastro (19), Zuera - Gurrea de Gállego (14), Villacañas - Quintanar (25), El Coscollar - Cabañal (21), Quintanilla Barruelo (13), Toral de los Vados -Villafranca del Bierzo (9), Burgos - Villanconquejar (8), Las Palmas - Grao de Castellón (7).

Negociación de convenios

El mantenimiento de las 10 líneas que integran el tercer grupo depende del establecimiento de convenios entre las comunidades autónomas, las diputaciones y Renfe, en los que las primeras se comprometan a hacerse cargo del déficit, total o parcialmente. Se encuentran en este paquete las líneas Plasencia - Astorga (331 kilómetros), Valladolid -Ariza (254),- Mérida - Villanueva del Río (196), Utrera - La Roda (110), Játiva - Alcoi (64), Lérida - La Pobla de Segur (90 kilómetros), Granada - Bobadilla (123), Lorca - Aguilas (54), Puerto de Santa María - Sanlucar (37), Gibraleón - Ayamonte 1(49). La mayoría de estas líneas se mantendrá, ya que el déficit de cada una no resulta excesivo.

El cuarto grupo está integrado por un conjunto de nueve líneas que el Gobierno mantendrá a todos los efectos. Se trata de los recorridos Montcada - Ripoll, (96 kilómetros), Ripoll - La Tour de Carol. (53), Zafra - Huelva (18 l), Huesca - Canfranc (135), Alcantarilla - Lorca (57), Vara de Quart - Ribarroja (17), Palazuelo - Plasencia (17), Los Rosales -Villanueva del Rio (9), Guillarey - Tuy (6). En los casos de las líneas Tuy, Canfranc, y La Tour de Carol ha sido determinante su condición de ser enlaces internacionales.

Los sindicatos criticaron duramente la decisión del Gobierno. Mientras CC OO considera que se trata de un "grave error de imprevisibles consecuencias", para UGT responde "a una manía necrofílica de precintar instalaciones, ya que con el cierre de un 20% de las líneas se ahorra un 5% del déficit de Renfe".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de octubre de 1984

Más información

  • Renfe y las comunidades autónomas negociarán el futuro de 1.308 kilómetros