Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los socialistas marroquíes piden la democratización del Estado y un mayor respeto de las libertades

El cuarto congreso de la Unión Socialista de Fuerzas Populares (USFP) marroquíes concluyó en la noche del domingo en Casablanca con un canto a la democracia. "Ningún plan nacional, económico, educacional u otro puede tener éxito en Marruecos si no es concebido democráticamente", según reza la declaración final, hecha pública tras aprobarse el informe del buró político, que confirma la línea realista de esta organización.

El congreso duró tres días -13, 14 y 15 de julio- y, hecho sin precedentes en la historia de los congresos de partido marroquíes, todas las sesiones y trabajos en comisiones estuvieron abiertos a los invitados y a la prensa. El comunicado final reclama el respeto de las libertades públicas, mientras que el informe general se extiende ampliamente sobre las agresiones contra esas libertades en estos últimos años y pide una "amnistía general para los presos políticos" y la "liberación de todos los sindicalistas detenidos", así como la "abolición de la censura de prensa".La Comisión Administrativa (comité central) del partido pasa de 61 miembros a 111 miembros para dar cabida a numerosos jóvenes y profesionales; entre ellos, el secretario general del sindicato socialista CDT, Nubir el Amaui; el actual director del periódico, Mohamed Briní, y el presidente de la Unión de Escritores de Marruecos, Mohamed Berrada.

El buró político se ve incrementado en un miembro -nueve personas en total- al dar entrada a Mustafá Kerchaui, ex presidente de la comuna (municipio) socialista de Ain Diab (Casablanca) y ex redactor jefe del clausurado diario del partido Al Moharrer. Entre el buró político y la Comisión Administrativa se creó un secretariado, cuyas funciones ya han sido determinadas y cuyos miembros serán elegidos en una próxima reunión de la Comisión Administrativa.

El acontecimiento más espectacular del congreso ha sido, sin duda, la presencia en él de una importante delegación argelina de cuatro miembros, conducida por M'Hamed Yazid.

La delegación argelina invitó a Abderrahim Buabid, secretario general del partido USFP, a visitar Argelia para discutir las formas de sistematizar las relaciones entre los dos partidos y explorar las posibilidades de encontrar una solución para el conflicto del Sáhara. La invitación fue inmediatamente aceptada, y Abderrahim Buabid viajará a Argel en los próximos días.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de julio de 1984

Más información

  • El congreso de Casablanca demanda una amnistía general