Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Primeras figuras de la guitarra coinciden en los encuentros de flamenco de Córdoba

El III Encuentro Flamenco y el I Festival Internacional de Guitarra, que se han inaugurado en Córdoba, contará este año con la presencia de primeras figuras de estas dos especialidades. En el encuentro, especie de universiada de verano, con una concurrencia internacional en la que se mezclan nórdicos en vaqueros con adolescentes de transparentes blusas y guitarra en bandolera y con silenciosos y aplicados japoneses, siguen en número superior a 200 los cursos que se imparten bajo la organización (híbrida entre el magisterio y el negocio) de Paco Peña.En estos encuentros, Inmaculada Aguilar enriquece, con su estampa de anuncio de aguardiente antiguo de rute o de cazalla, el encuentro. Turistas de la guitarra intentan imitar tanto la flor del pelo como las flores del mantón de Manila. Desde el Museo Romero de Torres, Inmaculada Aguilar, escapada de un cuadro del pintor cordobés, intenta enseñar la danza española a este heterogéneo alumnado que, antes que el taconeo, aprende en 100 idiomas el piropo a la bailaora: ¡Ele, y no tiene novio!

El propio Paco Peña, Mario Escudero y Fernando Carranza dirigen los cursos de guitarra, mientras que Juan Moreno Maya, El Pele, premio de bulerías y soleares en el X Concurso Nacional de Arte Flamenco, evoca sus comienzos de cantaor de tablaos acompañando la danza de Inmaculada Aguilar.

Final del exilio

Estos artistas, precisamente, inauguraron el ciclo de conciertos de este tercer encuentro, en cuyo común marco se desarrollará el I Festival Internacional de Guitarra, en el que dos monstruos, Sabicas y John Williams, regentan la cima de la guitarra flamenca y clásica, respectivamente.Un experto de festivales -que estos días se reproducen por toda Andalucía-, definiendo el encuentro de Córdoba, señalaba: "Esto es como si de pronto se hubiera acabado con la emigración y el exilio del flamenco. Aquí se han venido, sin necesidad de peluca, los que han llevado por el mundo entero la pureza del flamenco". Aludía al regreso de Agustín Castellón, el mítico Niño de las Habicas, Sabicas, legendario flamenco del éxodo y el llanto, que desde 1937, entre México y Nueva York, anda con su cátedra ambulante a cuestas. Sabicas, dicen quienes le han oído en vivo, "quita las tapaeras del sentío y pone los pelos de punta". Autodidacta, gitano intituitivo, el virtuosismo de sus variaciones rompió los moldes de la guitarra llevándola desde el segundo plano del mero acompañamiento a la categoría del concierto solista.

Desde que con calzón corto acompañó a La Chelito en el teatro El Dorado, de Madrid, hasta su presentación en 1942 con Carmen Amaya en Nueva York, Sabicas sólo era un guitarrista gitano pamplonica del exilio. Estados Unidos, Canadá, México sirvieron al gitano errante para cimentar una leyenda de la que en España sólo se tuvo noticia cuando en 1969 grabó su primer elepé, Flamenco puro.

Junto a Sabicas, que actúa el viernes próximo en el teatro Municipal al Aire Libre, John Williams presenta la alternativa sajona al magisterio español de la guitarra clásica. Junto a los nombres sagrados de Andrés Segovia, Narciso Yepes y Regino Sainz de la Mata, el australiano Williams supone la pureza del instrumento español. Alumno de Segovia, hoy, a sus 42 años, escriben para él los más afamados compositores. Precisamente este año hace 25 en que Williams debutó en el Wigmore Hall, de Londres, iniciando desde entonces el habitual periplo de los concertistas que programan con años de anticipacíón sus temporadas.

Milan, Mudarra, Gaspar Sanz, Scarlatti, Bach, Albéniz y Barrios Mangoré forman el repertorio del programa que Williams interpretará el viernes 29 en el marco excepcional de la capilla de Villaviciosa de la mezquita de Córdoba, previa autorización del cabildo catedralicio.

David Russell y el propio Paco Peña, y Manuel Cano, un granadino que se radicó en Córdoba, de cuyo Conservatorio Superior de Música alcanzó la cátedra de guitarra, compartirán el toque en el festival con Mario Escudero, Benjamín Verderi, Manuel de Palma, Moraíto Chico y Pepe Morales. El cante, con El Pele, Churumbaque, El Sordera, Pepe Lora y El Chaparro. En cuanto al baile, junto a Inmaculada Aguilar, completarán el programa Concha Calero y Mario Maya.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 18 de julio de 1983