Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno iraní propuso liberar a los rehenes si la CIA mataba al sha

Tres meses después de que fueran capturados los rehenes norteamericanos en Teherán, un alto funcionario iraní dijo al Gobierno del presidente Carter que la crisis podría terminar inmediatamente si la Agencia Central de Inteligencia (CIA) asesinaba al moribundo sha de Irán.La sugerencia, hecha en febrero de 1980 y descrita en un libro que acaba de publicar Hamilton Jordan, jefe de gabinete del presidente Carter, la realizó Sadeq Ghotbzadeh, ex ministro de Asuntos Exteriores, que fue ejecutado la semana pasada tras haber admitido su participación en un compló para derribar al Gobierno islámico.

"Quizá la CIA podría darle una inyección o hacer algo para que pareciese una muerte natural", afirmó Ghotbzadeh, según reseña el libro de Jordan.

Ghotbzadeh hizo la propuesta en una reunión secreta que celebró en París con Hamilton Jordan, que realizó, por encargo del presidente Carter, una serie de misiones para negociar la libertad de los rehenes.

"¿Está bromeando?", dice Jordan que respondió, "eso es imposible".

La narración de esta entrevista es una de las varias revelaciones sobre la crisis de los rehenes, que duró catorce meses, y sobre las elecciones presidenciales de 1980, que contiene el libro Crisis: el último año de la presidencia Carter.

El libro es el primer amplio testimonio sobre la crisis iraní narrado por un testigo de excepción. El libro del presidente Carter sobre su presidencia se publicará a finales del próximo mes de octubre.

Hamilton Jordan narra cómo viajó en secreto a Panamá, París y otras capitales en sus intentos por establecer negociaciones con el Gobierno revolucionario iraní.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 21 de septiembre de 1982