Razones de un triunfo

( ... ) El triunfo indiscutible de Alianza Popular en Galicia no es fruto de la casualidad o del resentimiento. Mucho menos de la manipulación caciquil. Las huestes del señor Fraga llevaban trabajando electoralmente desde hace seis meses, sus listas incluían a personalidades jóvenes y maduras de gran prestigio. La campaña fue imaginativa, suelta e intensa. El' señor Fraga recorrió en un maratón incomparable todas las provincias, comarcas, pueblos y aldeas de la geografía galaicá. En las ciudades, los aliancistas consiguieron movilizar a la clase media, poniendo en evidencia el fracaso municipal de la izquierda y la ineficiencia autonómica del partido del Gobierno. Al final -como han reconocido los propios responsables de Unión de Centro Democrático- este despliegue ha dado resultados positivos: una parte considerable de los nuevos votantes de Alianza Popular lo eran hasta ayer de UCD: El partido del señor Fraga ha crecido a cuenta del partido del señor Calvo Sotelo.En cuanto a UCD, ayer pagó los gastos de su disgregación paulatina, de su discutible política autonómica en Galicia, de sus guerras de taifás provinciales y de su incapacidad para crear una verdadera estructura de apoyo permanente que se movilice con eficacia y no sólo en las pruebas electorales. La lección gallega puede ser útil a los centristas. Al menos, debería serlo.( ... )

22 de octubre

Cuando un tema da mucho que hablar, lee todo lo que haya que decir.
Suscríbete aquí

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS