Cartas al director
i

"Clásicos populares "

En la sección que habitualmente escribe Pérez Ornia en el diario de su digna dirección, y que también de manera periódica se destina a destacar y/o comentar los programas de RTVE, leo, sorprendido por el tono y la forma, un apologético comentario de mi amigo y compañero Andrés Ruiz Tarazona (crítico musical de Radio Nacional de España en régimen de colaborador) sobre el programa «Clásicas populares», y en el que se me alude como uno de los «que leían los guiones de Fernando Argenta».Quiero sólo señalar que el citado programa fue iniciado por el citado Argenta, inolvidable apellido como bien indica Ruiz Tarazona, allá por 1975, bajo el padrinazgo del jefe de división de música de RNE, Enrique Franco (también colaborador y crítico de ese prestigioso matutino que usted dirige), en la voz argentina y cantarina de Aurora de Andrés, y que el espacio; no sé por qué causas, permanecía en antena como «relleno» entre programa y diario hablado, es decir, como otro más de los que Fernando Argenta tiene en RNE, además de la programación del hilo musical y otros espacios más que no viene al caso mencionar.

Desde que el abajo firmante tomó la responsabilidad, en 1978, de interpretar el guión que se me entregaba, «Clásicos populares» fue obteniendo cada día mayor audiencia, y como no soy humilde hasta el punto de parecer tonto, reconozco, como así me lo hacen saber cientos de oyentes (no digo miles por modestia), que el éxito del citado espacio radicó, sencillamente, en la forma en la que un servidor supo encauzarlo; sin corsés, improvisando, repentizando sobre un texto bastante menos feliz de lo que Ruiz Tarazona parece sugerir. Quiero con estas líneas dejar bien sentado que si no he dicho hasta ahora «ni mu» acerca de mi dimisión en el original «Clásicos populares», ha sido por no hartar, con mis habituales «renuncias» en Radio Nacional de España, a la Prensa y amigos de los demás medios de comunicación. El subdirector actual de la Red de Emisoras de Radio Nacional de España, Ramón Villot y Villot, no tuvo ni siquiera el gesto de comunicarme que «Clásicos populares» había obtenido el Premio Ondas del 80, y menos aún el propio Argenta; y, por supuesto, yo sé perfectamente a quién le dieron el Ondas y por qué lo entregaron cuando el abajo firmante ya había abandonado el mencionado espacio.

No tengo absolutamente nada en contra de «Clásicos populares» en su actual versión descafeinada, ya que cumple adecuadamente las órdenes y líneas maestras de la dirección de programas de RNE, o sea, no sabe, no contesta, no opina, no molesta.

¡Ah!... Y parar aclarar aún más el asunto, le recordaré a Andrés Ruiz Tarazona que los «guiones» de «Clásicos populares» no los escribe Fernando Argenta, sino su mujer, mayormente. /

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0003, 03 de enero de 1981.

Lo más visto en...

Top 50