Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Proyecto de base para submarinos en la isla de Menorca

En la conferencia extraordinaria del Partido Comunista de las islas Baleares sobre el Movimiento Obrero, celebrada el domingo en Palma, con la participación de numerosos afiliados. al partido y a CCOO y la presencia de Lucio Lobato, de la ejecutiva del PCE, se puso de manifiesto, una vez más, la total oposición a la entrada de España,en la OTAN, porque ello puede suponer para las Baleares una gravisima hipoteca con la creación de una base militar en las islas. cuyo proceso parece estar muy avanzado.En relación con este proyecto de creación de una base militar en el archipiélago, el Diario de Mallorca, en su edición del domingo, publicaba un amplio informe, dando cuenta de que se instalará una gran base de submarinos en el puerto de Mahón, en Menorca, ya que, según fuentes militares, se ha indicado que en las Baleares existe una de las mejores bases de submarinos del mundo y no se sabe aprovechar. La negativa de Chipre y Malta al ingreso en la OTAN ha potenciado la idea deelegir el archipiélago balear para la ubicación de estas inatalaciones militares, a fin de reforzar el vértice Canarias-Gibraltar-Baleares, tal y como anunció en su reciente visita al archipiélago canario el ministro de Defensa,

Un alto militar de la VI Flota norteamericana dijo recientemente, durante una de las visitas de los navíos norteamericanos a Palma que «si Estados Unidos tuviera islas, no tendríamos que construir portaaviones y así ahorraríamos dinero». Las maniobras navales que en aguas de Baleares protagonizan con cierta regularidad las armadas de Estados Unidos, Italia, Francia e Inglaterra, junto con navíos de la Armada española, son otro dato a tener en cuenta a la hora de la elección de Baleares como eje del vértice defensivo anunciado por Rodríguez Sahagún.

La actual situación de la isla de Cabrera, que, aunque sea declarada parque natural, seguirá siendo enclave militar -existe en la isla una guarnición de infantería-, la patente estación de radar hispano-norteamericana situada en el Puig-Major, el punto más alto del archipiélago, la futura autopista Palma-Alcudia, que acerca por tierra las dos bahías más grandes de Mallorca, la segunda pista -ya construida, en el aeropuerto de Son San Juan, aunque no ha entrado en servicio-, junto ala declaración de la cala Mondrago, al este de Mallorca, como lugar estratégico no, urbanizable, aumentan las posibilidades militares de las islas

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 20 de noviembre de 1979

Más información

  • Los comunistas de las islas, contra la OTAN