Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Parientes de Pinochet

Leo en el diario de su inteligente dirección (número 1.058), en una reseña que se hace de algo publicado en el alemán Der Spiegel, que Pinochet (con esa proclividad al nepotismo que es característica de casi todas las dictaduras de uno u otro color) ha situado al frente de la «tele» de su país a un yerno, que a otro lo ha puesto de presidente de una empresa estatal, que a una prima la tiene de ministra de Justicia y que su hermana es la máxima importadora de coches fabricados en EEUU.Pues bien, ya que se subrayan esas peculiaridades internas, permítame informarle de otra extema, con cuyo nombramiento nada ha tenido que ver Pinochet, pero que es curiosa. Desde hace años es secretaria de Fidel Castro la señora Conchita Fernández, que antes lo fuera, primero, del polígrafo cubano don Femando Ortiz, y después, del senador -violentamente anticomunista, por cierto- Eduardo Chibás, que fue jefe del Partido Ortodoxo, en cuyas listas aspiró Castro a diputado. ¿Y sabe usted cuál es el nombre completo de doña Conchita? Pues Concepción Fernández Pinochet, pues su padre fue don Tancredo F. Pinochet (así firmaba), un periodista chileno que vivió muchos años en Cuba, durante el primer cuarto de siglo.

Conchíta Fernández Pinochet (en los antípodas del general-presidente y primo suyo) es miembro del CC del PC cubano y trabajó en la Institución Hispano-Cubana de Cultura, que fundó el profesor y después presidente de la República, doctor Grau San Martín, y de la que era tesorero don Pepín Fernández, fundador de Galerías Preciados y entonces director de publicidad de El Encato, de La Habana, en los años veinte.

Curioso el detalle, ¿verdad?

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de octubre de 1979