"El aumento de los precios del petróleo frenará el crecimiento económico de la CEE"

, El alza general del precio del petróleo representará un gasto adicional de más de 10.000 millones de dólares (unos 700.000 millones de pesetas) para los países del Mercado Común y una posible reducción del 1 % del crecimiento económico para 1979, situándolo en un 2,5 %, según Guillo Brunner, miembro de la Comisión Europea responsable del sector energético.

Otra implicación es. la evolución del mercado del peróleo, en particular de la nueva política petrolífera de Irán, será la reducción del 6 % de los stocks de seguridad de la CEE, que pasarán de unas reservas para un consumo de 120 días a 1 l0 o incluso noventa días en algunos países.Guillo Brunner anunció que la Comisión Europea presentará propuestas al Consejo Europeo de jefes de Estado o de Gobierno de la CEE, que se celebrará en París el 12 y 13 de este mes, para doblar los esfuerzos en materia de ahorro de energía, estimular las fuentes de energía comunitarias (carbón, en particular) y reforzar la cooperación entre países productores y países consumidores de petróleo. Brunner añadió que la energía nuclear deberá jugar un papel preponderante en el panorama energético de los próximos años. En tal sentido, la Comisión Europea adoptó ayer dos programas de investigación. El primero, relativo a la seguridad en el transporte y almacén de residuos nucleares; el segundo, relativo a medidas de seguridad para la manipulación de plutonio en el ciclo de combustible nuclear.

Analizando las implicaciones monetarias del nuevo incremento del precio del petróleo, el doctor Brunner predijo perturbaciones en la cotización del dólar y en otras divisas. Tema que convierte en más necesaria que nunca la rápida aplicación del SME (Sistema Monetario Europeo) entre los países del Mercado Común, en opinión de Guillo Brunner. Cabe recordar que el SME nació como idea hace un año en Copenhague, se aprobó formalmente en julio de 1978 en Bremen y se ratificó en la cumbre de la CEE de diciembre pasado en Bruselas. Sin embargo, diferencias entre París y Bonn sobre las implicaciones del SME en la política agrícola común, impiden su entrada en vigor, que se deroga desde el pasado 1 de enero.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 02 de marzo de 1979.

Archivado En:

Te puede interesar

iAhorro

Lo más visto en...

Top 50