Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El nuevo líder de los socialistas aragoneses, partidario de la unidad

Un portavoz de la Federación Zaragozana del PSOE ha manifestado a EL PAIS la complacencia de este grupo político al conocer el nombramiento de Santiago Marraco como secretario general del Partido Socialista de Aragón (PSA), acaecido en el congreso celebrado el pasado fin de semana. El mismo portavoz ha añadido que en el PSOE se considera al señor Marraco como un hombre honradamente partidario de la unidad socialista.Por el momento, el PSOE no ha hecho ninguna otra manifestación acerca del propósito del PSA de iniciar una nueva y abierta fase de diálogo entre los grupos socialistas de Aragón para acceder, en su momento, a la unidad de los socialistas de esta región. Ha sido el propio PSA quien se ha adelantado en la iniciativa, al emitir un manifiesto después de su último congreso, en el que se pretende sentar los puntos básicos para el comienzo de esa negociación. Según el PSA se pretendería conquistar la constitución de un único partido de los socialistas de Aragón, autónomo, soberano, y federado a una gran formación socialista estatal. Para que ese diálogo se desarrollara con eficacia el PSA indica como condiciones previas que se debe respetar el principio de la libre sindicación de los socialistas aragoneses; piden asimismo una completa autonomía política en el ámbito de Aragón para las decisiones propias que afecten a este territorio, una lucha conjunta en favor de un verdadero estatuto de autonomía para la región y una puerta abierta hacia el socialismo autogestionario.

Sobre estas bases iniciales el PSA propone la creación de un partido unitario, el «partido de los socialistas de Aragón», con línea política propia e inmerso en un entramado federal a nivel del Estado. Ese partido -dice el PSA- debería tener soberanía plena a la hora de establecer un programa de gobierno para Aragón.

Los interlocutores con los que el PSA espera mantener contactos a partir de ahora, y sobre estas bases, son en esencia el PSOE y el PSP, si bien la ejecutiva de este partido aragonesista no descarta la posibilidad de hacer extensible dicho diálogo a otras fuerzas políticas de izquierda, sin especificar cuáles.

En fuentes del PSOE se aseguraba ayer que la nueva línea política del PSA responde a un serio intento por la negociación para la unidad de los socialistas intento que ha partido de la perspectiva política del nuevo secretario general, Santiago Marraco y de su equipo recién incorporado a la ejecutiva del partido.

Por lo que respecta al presidente del PSA, el diputado Emilio Gastón, éste ha manifestado hace unas horas su convencimiento de que el futuro inmediato va a estar caracterizado por ese proceso de la unidad de los socialistas aragoneses; en sus manifestaciones el señor Gastón ha insistido en resaltar aquellos aspectos teóricos y políticos que diferencian hoy al PSA de las demás formaciones socialistas asentadas en la región. Así, el presidente ha calificado a su partido de republicano, socialista, federal y autogestionario.

En concreto, algunos de los militantes del PSA encargados de hacer efectiva la negociación con las demás fuerzas socialistas se han mostrado optimistas en bue na medida, si bien en alguna ocasión han manifestado ciertas reservas en cuanto a la posibilidad de una renuncia a las actuales siglas del partido y a otros símbolos definitorios.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 15 de febrero de 1978