Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La gestora pro amnistía, diezmada

Veintiún meses después de su creación, «con la salida del último preso político vasco, Francisco Aldanondo, y con la creación de condiciones que en principio parecen más favorables para el retorno de los exiliados», veinticuatro componentes de la comisión gestora inicial pro amnistía - profesionales conocidos todos ellos del País Vasco, entre los que se encuentran el senador Juan María Bandrés y el escultor Eduardo Chillida - han decidido poner fin a la misma. La organización, surgida bajo el lema fundamental Amnistía para todos, cree haber cumplido sustancialmente el objetivo que le dio origen, si bien reconoce que el logro de otras reivindicaciones permanece como objetivo todavía inalcanzable.La desaparición de la comisión gestora inicial no supone, de todas formas, la desaparición, al menos por el momento, de este movimiento que ahora quiere lanzar una campaña a favor del derecho de los vascos a residir en Euskadi a un lado y otro de los Pirineos, la amnistía laboral y otros objetivos radical - nacionalistas. Miembros de este movimiento han restado importancia al hecho de que la comisión gestora inicial dejara de existir.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 11 de diciembre de 1977

Más información

  • Veinticuatro miembros destacados abandonan