Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Suárez conversó con uno de los líderes de Alianza Popular

La semana actual puede ser decisiva para delimitar el alcance y la dimensión de la reforma política, sobre la que el Gobierno tendrá que adoptar un acuerdo definitivo en su reunión del viernes próximo. Entre los contactos previos a esta decisión, los observadores políticos destacan la importancia para el Gobierno de una negociación con la Alianza Popular, dado su peso específico en las Cortes. En este sentido, se concede trascendencia a la entrevista celebrada ayer por el presidente Suárez, con Licinio de la Fuente, uno de los siete firmantes del manifiesto.

El informe aprobado por el Consejo Nacional del Movimiento el pasado viernes sobre el proyecto de ley de reforma política ofrece al Gobierno Suárez suficientes motivos de meditación como para que su estudio no pueda ser relegado al último instante decisorio. Cara a los ineludibles dos tercios de votos favorables en las Cortes, el Gobierno ha de medir al milímetro sus concesiones, de modo que sean suficientes para asegurar el mínimo necesario de votos a favor, sin desvirtuar, por otra parte, los objetivos iniciales de su reforma política, respaldados por los sectores más progresivos del Régimen y respetados, aunque criticados, por la oposición moderada.En esta auténtica cuadratura del círculo, el papel que se atribuye en medios políticos bien informados a la negociación con Alianza Popular aparece como decisivo, habida cuenta del importante número de procuradores que mantienen vinculación política partidista, o simplemente amistosa, con los siete firmantes del manifiesto que publicamos íntegro el pasado domingo.

En los citados medios se atribuye gran importancia a la entrevista celebrada ayer entre el presidente Suárez y el ex vicepresidente tercero del Gobierno, Licinio de la Fuente. Aun que no trascendió el contenido de la entrevista, se asegura en tales medios que, al margen de otros asuntos de índole política personal, el señor De la Fuente abordó con el presidente, en una primera toma de contacto de Alianza Popular con el Gobierno, la posición de la coalición cara al contenido mínimo que estimaría aceptable en el definitivo proyecto de ley de re forma política que el Gabinete ha de remitir en breve a las Cortes. La elección del señor De la Fuente para este primer contacto no sería caprichosa, dada su ausencia de roces con los miembros del Gobierno.

La agencia Logos informaba ayer de la próxima reunión de los señores Osorio, Martín Villa y Lavilla con el presidente, señor Suárez, para preparar el texto definitivo que se someterá a la aprobación del Consejo de Ministros del viernes, tras incorporar las sugerencias del Consejo Nacional que estime convenientes.

Según nuestras noticias, en cualquier caso el Gobierno procurará, a lo largo de esta semana, obtener los máximos consensos, con objeto de hacer viable una reforma que coincida al máximo posible con la inicialmente proyectada por el Gobierno. Las consultas se realizarán no sólo con personalidades fuera del Gobierno, sino también con colaboradores situados en escalones administrativos inferiores a los ministros. El ministro de la Gobernación celebró ayer una amplia reunión con la plana mayor de su departamento, en la que, aunque es posible que se abordaran otros temas de su competencia, se considera seguro que el señor Martín Villa pidió la opinión sobre el replantea miento gubernamental de la re forma política ante su definitiva reválida institucional.

En cualquier caso, la actividad gubernamental no va a centrarse exclusivamente, durante la presente semana, en la preparación del importante proyecto de reforma. El Gabinete tiene que hacer frente, a numerosos problemas en los más diversos órdenes.

Dentro de la actividad del presidente Suárez, en la jornada de ayer despachó con el vicepresidente segundo, Alfonso. Osorio, así como con el ministro del Ejército, teniente general Alvarez-Arenas. Asimismo, recibió al fiscal del Tribunal Supremo, Antonio Garcia Rodríguez-Acosta.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 12 de octubre de 1976

Más información

  • Semana decisiva para la reforma política