Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Religión

Compás de espera en el enfrentamiento de los tradicionalistas con el Papa

La organización tradicionalista romana Gentium Concordia pro EccIesia Romana Catholica invitó al abate francés Louis Coache, partidario de monseñor Lefebvre, a mantener una conferencia de prensa en Roma para esclarecer de alguna forma las posiciones sustentadas por el obispo recientemente suspendido a divinis.

El abate fue presentado ayer a los periodistas por Franco Antico, secretario de la citada organización romana, en la sede de la «Civilta Cristiana», otro sodalicio tradicionalista que, bajo la dirección de un jesuita, defiende desde 1976 los mismos ideales litúrgicos y pastorales que el obispo. Lefèbvre.Alto y delgado, narigudo y don quijotesco, el abate Coache ha hablado en tono conciliador e irónico a ratos, centrando toda la fuerza solapada de su polémica en una letanía impresionante de acusaciones a los obispos franceses.

Tales acusaciones juntas resultan alarmantes y eficaces: «En Autun, el obispo, canoniza matrimonios de prueba entre novios; en Orleans, el obispo defiende el sacerdocio temporáneo; en Soison, una iglesia ha servido para un festival de la juventud; en Estrasburgo, un obispo permite una misa que es protestante en que un sacerdote católico consagra el pan y un protestante consagra el vino; obispos, en fin, que apoyan a teólogos que tratan de negar la divinidad de Cristo, la inmortalidad del alma, la resurrección. Seminaristas que viven en pisos privados. Los conventos y los monasterios están vacíos. Y nada se diga de los catecismos en los que han desaparecido el pecado mortal, la inmortalidad del alma, el paraiso, el purgatorio, las indulgencias ... »

Coache incluso ha pedido audiencia al Papa, quien todavía se encuentra de veraneo a orillas del lago de Castelgandolfo, a unos 30 kilómetros de Roma.

Es difícil que la obtenga. En los ambientes vaticanos sopla un viento de esperar o echar tierra al asunto, La Secretaría de Estado ha desmentido que Pablo VI haya recurrido a la mediación del profesor Mastai Ferretti, pariente del Papa Pío X.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 8 de septiembre de 1976