Jornada 13 de la Liga | Resultados de los partidos y resumen

Esta ha sido la penúltima fecha del campeonato antes del parón mundialista | El Real Madrid perdió su primer partido en Liga ante el Rayo Vallecano | Piqué se despidió del Barcelona con una victoria (2-0) ante el Almería | El derbi sevillano terminó en empate en un partido con tres expulsados

Los jugadores del Mallorca celebran el gol de Amath ante el Villarreal este domingo.
Los jugadores del Mallorca celebran el gol de Amath ante el Villarreal este domingo.Domenech Castelló (EFE)

La 13ª jornada de Liga ha terminado este lunes con la derrota del Real Madrid ante el Rayo Vallecano (3-2) en la penúltima fecha antes del parón mundialista. Sin embargo, todo ha pasado a un segundo plano tras el anuncio que hizo el pasado jueves Gerard Piqué: el defensa azulgrana se retira del fútbol y ha disputado este sábado su último partido en el Camp Nou, que terminó con victoria (2-0) sobre el Almería. El sábado, Getafe y Cádiz empataron sin goles, el Valladolid se impuso (2-1) al Elche, y el Celta perdió ante Osasuna (1-2) en el estreno de Carvalhal en el banquillo. El domingo, el Atlético empató ante el Espanyol (1-1) y el Real Sociedad - Valencia también acabó en tablas en Anoeta (1-1). Para cerrar el domingo, el Betis y el Sevilla empataron (1-1) en un derbi sevillano marcado por tres expulsiones. El Girona ganó el viernes (2-1) al Athletic en el choque que abrió la jornada.

Rayo Vallecano - Real Madrid (3-2)

Vallecas resultó Siberia para un Real Madrid extraviado ante un Rayo pletórico y primaveral. El fútbol fue del equipo local, más recreativo, con más pulso, con mayor bravía. La segunda derrota del Madrid en lo que va de curso dejó líder al Barça a una estación del Mundial de Qatar, parada inédita para todos en un curso tan imprevisto por la singularidad del calendario. Mientras, bienaventuranzas para un Rayo ejemplar. En Vallecas no hubo rayista que se achicara, incluso ante el azote visitante. Porque antes de jugar ya ganaba el Real Madrid. A un tic del descanso, casi sin querer: 1-2. El que había jugado era el Rayo, merecedor del 1-0 y del 2-2. El Madrid estaba perdido por Vallecas, que no es Maracaná, pero el barrial y excitante Rayo tiene cuajo, tiene estilo y tiene orgullo. Más que suficiente para encapotar al campeón, sometido con la pelota y desnortado sin ella. Salvo las broncas de Vinicius, en Vallecas no había madridista con dictado. El asunto era del mancomunado Rayo, facundo con el balón y con boinas verdes dispuestos al quite sin él. Ante los piquetes de Andoni Iraola no daba dos pases el Real, atornillado cerca de Courtois. Informa José Sámano.

Betis - Sevilla (1-1)

La emoción tiñó entonces un derbi en el que el Betis se defendía como podía y el Sevilla buscaba el segundo gol de forma desesperada. Fue Gudelj, precisamente, el que tuvo las mejores opciones en un tramo final trepidante. El serbio, el mejor atacante de los de Sampaoli, envió una volea al larguero. Todavía en la última jugada del encuentro, Bravo le hizo un paradón después de un medido centro de Navas. El Betis, que había tenido el derbi en sus manos y lo había entregado, se defendió toda una parte con uno menos ante un Sevilla inoperante. Fue el momento de otros héroes que suelen aparecer en los derbis, caso de Edgar, que se multiplicó para cortar balones de gol del Sevilla. El uno a uno final de un derbi loco, de tres expulsiones, sabe a gloria al Betis y penaliza a un Sevilla sin fútbol, que acabó perdonando a su rival. Informa Rafael Pineda.

Villarreal - Mallorca (0-2)

Tercera derrota consecutiva del Villarreal (0-2). Media hora necesitó el Mallorca para adelantarse con un gol de Muriqi en el Ciudad de Valencia. Aunque los de Setién controlaban el balón, les faltó profundidad para encontrar ocasiones. Al final del partido el Villarreal había disparado a puerta 2 veces, frente a las 5 del Mallorca. El conjunto isleño plantó un muro defensivo y buscó el contragolpe. En la segunda parte el equipo balear se acercó más a la portería rival. A pesar del abrumador monopolio de la pelota por parte del Villarreal, el Mallorca controló la situación. El equipo insular presionaba en su propio campo para robar el balón y correr. Chukweze tuvo la mejor ocasión para el Villarreal en el 73. Pero Amath sentenció el partido para el Mallorca solo dos minutos después con un misil inalcanzable para Rulli. Parejo pudo recortar distancias en la recta final, pero no funcionó la conexión que buscaba con Chukweze. El equipo amarillo se olvidó por momentos de las nuevas señas de identidad que intenta transmitir Quique Setién para recurrir a un fútbol más directo. Ni con esas encontró el camino el Villarreal ante un Mallorca muy superior sin el balón y en defensa. Infomar Pablo Macías.

Real Sociedad - Valencia (1-1)

Después de un inicio feliz y un tanto afortunado, a la Real le fue cambiando la suerte según iban pasando los minutos, y no le quedó más remedio que repasar todos los capítulos de su manual de resistencia. Rebañó un empate, todo un tesoro ante un Valencia con hambre pero con la nevera vacía. No había pasado el fútbol de un toqueteo futil cuando a Thierry se le escurrieron los tacos de las botas en una salida del balón que parecía inocua. El resbalón le dejó un ancho pasillo a Illarramendi, que entró en el área, centró en paralelo y Hugo Guillamón, que es donostiarra, pero no juega en la Real, batió a su compañero Mamardashvili en su intento de despeje. Informa Jon Rivas.

Atlético de Madrid - Espanyol (1-1)

Hundido en una crisis de juego crónica, el Atlético ya no gana ni contra 10. Una hora en superioridad contra el Espanyol no dio más que para verificar a un equipo vacío de fútbol, al que João Félix rescató de un desastre mayor con un tanto con el que vuelve a reivindicar que es algo más que el cuarto o el quinto delantero. No escapa el equipo de Simeone al nubarrón futbolístico que le envuelve, incapaz de imponerse en ventaja numérica, también frágil al encajar un gol que le condenaba aún más y agravaba su estado de equipo instalado en la planicie futbolística. La cita fue un compendio de todos los males que le asoman al equipo de Simeone, incluida la división y la desazón de una hinchada que se descorazona partido a partido con lo que ve. El personal tuvo paciencia, pero todo tiene un límite. El runrún ante las pérdidas o las malas entregas estalló en sendas pitadas al término del primer tiempo y del encuentro. Informa Ladislao Moñino.

Barcelona - Almería (2-0)

La leyenda de Piqué se edificó a partir de su competitividad en los partidos más exigentes y en los estadios de dificultad máxima como por ejemplo el Bernabéu. A los 35 años, sin embargo, ya no le alcanza para batirse ante rivales como el Inter. Todavía le sobra en cambio para justificar su titularidad frente a adversarios como el Almería. Piqué jugó un muy buen encuentro, más serio, concentrado y responsable que nunca, y se despidió en olor de multitud en su querido Camp Nou. Aunque la cita parecía invitaba a una ruidosa fiesta, la emotividad fue contenida mientras la contienda no estuvo resuelta y se tornó serena y natural cuando fue sustituido en el minuto 85 ya con 2-0. Ni siquiera la aparición de un espontáneo manchó el adiós tranquilo y agradecido de Piqué en comunión con la grada del Camp Nou. No hubo populismo ni impostura sino que se impuso el guion del vídeo en el que el defensa azulgrana anunció su despedida del Barcelona. Ningún acto superará seguramente la grabación de Piqué, uno de los iconos de aquel Barça que no paraba de ganar títulos y cuyo recuerdo condiciona cualquier proyecto desde ya hace mucho tiempo en el viejo Camp Nou. Informa Ramón Besa.

Celta - Osasuna (1-2)

Cayó el Celta en el estreno del portugués Carlos Carvalhal en el banquillo. Le derrotaron dos goles de bandera Chimy Ávila para Osasuna, que se asienta en puestos europeos tras sumar 10 de los 12 puntos en juego en las últimas cuatro jornadas. El resultado final ya campaba en el marcador a la media hora de partido. Se adelantó el equipo navarro con un remate cruzado de Chimy imposible para Marchesin. Iago Aspas empató con la zurda tras un pase de Cervi y amagó con una reacción local, pero el delantero argentino de Osasuna sorprendió a todos con un cabezazo casi desde fuera del área que se coló como una exhalación en la meta gallega. El Celta tuvo la pelota, tiró a puerta en 14 ocasiones y se aprestó a lanzar un penalti a un cuarto de hora del final por una mano de David García. Pero el videoarbitraje intervino y el árbitro Figueroa Vázquez anuló su primera decisión. Todavía tuvo una última opción Iago Aspas con una espectacular tijereta, pero Aitor Fernández estuvo firme, como durante todo el partido, bajo palos. “Fue un partido muy ingrato”, resumió Carvalhal. Informa Juan L. Cudeiro.

Valladolid - Elche (2-1)

El Valladolid se ha impuesto al colista Elche (2-1) en un partido donde los ilicitanos pudieron acabar goleados si no fuese por las paradas de Edgar Badía. El conjunto de Pacheta, que se medía a su ex equipo, fue muy superior desde el principio. Liderados por Joaquín Fernández en defensa, Roque Mesa en el centro del campo y Gonzalo Plata en el ataque, el Pucela encontró el gol en el minuto 39 después de una primera parte de acoso y derribo a la portería de Badía. El central Javi Sánchez aprovechó una asistencia de Gonzalo Plata para adelantar a los locales antes del descanso. Nada más empezar la segunda mitad, en una jugada parecida a la del primer tanto, Plata le volvió a sacar los colores a la defensa del Elche para asistir a Roque Mesa, que remató el 2-0 solo dentro del área. El portero del Elche ha tenido hasta seis paradas de mérito a lo largo del partido, que han evitado que los blanquivioletas sentenciaran el partido. Sin embargo, un buen pase de Pere Milla habilitó en el minuto 62 a Josan, que ya había hecho un doblete hace dos años en Zorrilla, para recortar distancias con un disparo cruzado. Finalmente, victoria del Valladolid que lo asienta en la zona tranquila de la tabla. Por su parte, el Elche sigue hundido y no conoce el triunfo en lo que va de Liga. Informa Víctor Delgado.

Getafe - Cádiz (0-0)

El Getafe y el Cádiz empataron a cero como consecuencia final de un duelo muy igualado, que tuvo un final trepidante. En un alargue sin fin del choque, se produjeron tres expulsiones y, como consecuencia de ellas, dos faltas que pudieron alterar el resultado. En la primera de ellas, Lucas Pérez envió alto. En la segunda, ahora favorable al Getafe, Enes Unal lanzó al palo de la meta defendida por Ledesma. Fue el acto postrero de un partido donde el Cádiz mereció más que el Getafe. David Soria, en un gran momento de forma, impidió que los andaluces se adelantaran en el marcador. En especial con dos intervenciones a la segunda mitad, a disparos de Sobrino y Lucas Pérez, espectaculares. Un partido, también, que resultó bastante perjudicial para los centrales de ambos equipos. Djené se tuvo que retirar lesionado y Gastón fue expulsado, por parte del Getafe. Mientras, en las filas andaluzas, se lesionaron Fali y Chust, mientras que Luis Hernández vio también la tarjeta roja. El Cádiz, por lo tanto, se queda sin centrales para el duelo del próximo jueves en el Santiago Bernabéu ante el Madrid. Informa Rafael Pineda.

Girona - Athletic (2-1)

Al Athletic le retrasó en su viaje el cohete chino que amenazaba con caer sobre sus cabezas, como temían, cuando hablaban del cielo, los galos de Astérix. Le retrasó tanto que para cuando llegó al partido, el Girona, aunque sin puntería, ya había rematado media docena de veces a la portería de Unai Simón, y la hierba de los quesitos del córner raleaba de tanto desgaste. Alegre y desenfadado el equipo catalán, porque el empate del Bernabéu les dio una nueva esperanza a pesar de la clasificación, salió al campo a comerse el mundo, el cohete chino y lo que apareciera, y apareció el Athletic por allí, no se sabe a qué, ni ellos mismos lo sabían, y el Girona se lo comió en la primera media hora. Informa Jon Rivas.

Puedes seguir a EL PAÍS Deportes en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS