Kyrie Irving vuelve sin vacunarse, pero solo podrá jugar fuera de casa

El base suma 22 puntos en el triunfo de Brooklyn en Indiana (121-129). Los Mavericks retiran el número 41 de Nowitzki

Kyrie Irving, junto a Brissett, en el partido de su reaparición entre Indiana y Brooklyn.
Kyrie Irving, junto a Brissett, en el partido de su reaparición entre Indiana y Brooklyn.Trevor Ruszkowski (USA TODAY Sports)

Kyrie Irving, el jugador de los Nets que no se ha vacunado contra la covid, volvió a competir después de haber estado apartado de la Liga durante toda la temporada. El base de 29 años formó en el quinteto titular, aportó 22 puntos y 4 asistencias y su equipo venció en la cancha de Indiana por 121-129. Su situación encendió el debate en torno a los jugadores que no se han vacunado en una Liga devastada por la ola de infecciones. La NBA no les obliga, pero el 97% de los jugadores se han vacunado. Las autoridades sanitarias de Nueva York prohíben la entrada a los recintos cerrados en los que se congregan muchas personas. Eso impedirá a Irving disputar los partidos en casa. Los Nets decidieron en primera instancia apartarle de la disciplina del equipo porque consideraban que, al no vacunarse, Irving restringía su disponibilidad para ser miembro del plantel a tiempo completo. Pero los dirigentes de la franquicia cambiaron de opinión el 18 de diciembre debido a las bajas, muchas de ellas por covid, y a la sobrecarga de minutos que tuvieron que asumir sus mejores jugadores, como Kevin Durant y James Harden.

El regreso de Kyrie Irving, que no jugaba un partido desde junio, abre una nueva etapa para los Nets, segundos en la Conferencia Este con 24 triunfos y 12 derrotas, solo superados por Chicago Bulls, con 25 victorias. El base estadounidense nacido en Melbourne (Australia) solo podrá disputar los 22 partidos que su equipo jugará fuera de su pabellón, el Barclays Center.

Irving jugó 32 minutos y ayudó a su equipo a remontar una desventaja de 19 puntos ante los Pacers. Los Nets, con 39 puntos, 8 rebotes y 7 asistencias de Kevin Durant y 18 puntos de James Harden, rompieron una racha de tres derrotas seguidas. Steve Nash, su entrenador, se mostró satisfecho por la labor de Irving: “Se parece a él mismo. No es una sorpresa”. Kevin Durant ponderó la seguridad con la que actuó su compañero: “No se ha mostrado nervioso. Tiene cara de póquer. Es un tipo tranquilo. Juega con energía y pasión”. Irving resumió: “Ha sido especial después de ocho meses sin competir y de tanta incertidumbre”.

Sabonis sumó 32 puntos, 12 rebotes y 10 asistencias para los Pacers, que han perdido seis partidos seguidos. Lance Stephenson volvió a jugar con los de Indiana después de haber firmado un contrato por 10 días. En su primer partido en casa, anotó 30 puntos.

La emoción de Nowitzki

Los 20.000 aficionados que llenaron el American Airlines Center de Dallas disfrutaron de un momento muy emotivo. Los Mavericks retiraron la camiseta con el número 41 que vistió el alemán Dirk Nowitziki desde 1998 hasta 2019. La ceremonia se llevó a cabo después del partido que los Mavericks ganaron a Golden State por 99-82. Destacaron Doncic, con 26 puntos, 7 rebotes y 8 asistencias, y Finney-Smith, con 17 puntos y 9 rebotes. Decepcionó Stephen Curry, que solo anotó uno de los nueve triples que lanzó y acabó con 14 puntos.

Stephen Curry, tras la retirada de la camiseta con el número 41, elogió a Nowitzki: “Es un icono. Lo hizo a su manera, jugando con la misma franquicia durante 21 años. Lo significó todo para la ciudad y para el equipo. Abrió las puertas para que los jugadores internacionales creyeran que podían tener carreras increíbles en la NBA y darles confianza”.

Nowitzki fue el líder del equipo que ganó el título en 2011, el único en la historia de los Mavericks. Fue el MVP de la Liga en 2007 y de las finales en 2011, 14 veces All Star y es el sexto máximo anotador de la historia con 31.560 puntos. El alemán agradeció el apoyo que recibió durante toda su carrera. Citó en especial a sus entrenadores Don Nelson, Avery Johnson y Rick Carlisle y a los compañeros que tuvo a lo largo de su carrera, en particular a Michael Finley y Steve Nash. Hizo una mención especial a su mentor Holger Geschwindner, fundamental en su carrera, desde que empezó a jugar cuando era un adolescente en Wurzburg, Alemania.

Luka Doncic también dedicó unas palabras a Nowitzki: “Ha sido una noche que nunca olvidaré. Ha sido muy especial poder ver todo esto en primera fila y después de haber ganado a los Warriors, uno de los mejores equipos del mundo en este momento”.

Puedes seguir a EL PAÍS DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Sobre la firma

Robert Álvarez

Licenciado en Periodismo por la Autónoma de Barcelona, se incorporó a EL PAÍS en 1988. Anteriormente trabajó en La Hoja del Lunes, El Noticiero Universal y el diari Avui.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS