Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
NBA

Dirk Nowitzki, 21 años, un récord de fidelidad y excelencia con Dallas Mavericks

El jugador alemán reaparece tras ocho meses de lesión | Harden logra un triple doble con 50 puntos

Nowitzki, ante TJ Warren en el Phoenix-Dallas. Ampliar foto
Nowitzki, ante TJ Warren en el Phoenix-Dallas. AFP

Dirk Nowitzki volvió a las canchas y batió un récord de fidelidad en la NBA. El ala-pívot alemán cumple 21 años desde que llegó a la competición y desde entonces siempre ha pertenecido al mismo equipo, Dallas Mavericks. Supera así la plusmarca que legó Kobe Bryant cuando se retiró en abril de 2016 tras 20 años vistiendo la camiseta de los Lakers.

La reaparición de Nowitzki, una vez recuperado de una lesión en el pie izquierdo, se produjo en Phoenix, donde Dallas perdió (99-89). El jugador alemán apenas jugó seis minutos, en los que anotó dos puntos y capturó un rebote. Pero, por encima de los números esa primera irrupción esta temporada, primó la relevancia de la vuelta a escena de un jugador emblemático. Los Mavericks consideran que Dirk, a sus 40 años, todavía puede seguir aportando al equipo su liderazgo, calidad y experiencia. Rick Carlisle, su entrenador, ya barajaba la posibilidad de encomendar a Nowitzki un nuevo papel, partiendo desde el banquillo por primera vez desde que inició su carrera en febrero de 1999, en una temporada más corta de lo habitual debido al ‘lockout’, el cierre patronal.

La carrera de Nowitzki es excepcional y se codea en algunos aspectos con los mejores jugadores de todos los tiempos en la NBA. Es el séptimo en la lista de máximos anotadores de la historia con 31.189 puntos por detrás de Kareem Abdul-Jabbar (38.387), Karl Malone (36.928), Kobe Bryant (33.643), Michael Jordan (32.292), LeBron James (31.803) y Wilt Chamberlain (31.419). Y es quinto en la lista de jugadores que más partidos han disputado, con 1.472, solo superado por Robert Parish (1.611), Abdul-Jabbar (1.560), John Stockton (1.504) y Karl Malone (1.476).

Los Suns aguaron la fiesta de la reaparición de Nowitzki porque rompieron la racha de diez victorias consecutivas de los Mavericks. TJ Warren, con 30 puntos, superó su plusmarca anotadora esta temporada y lideró a los Suns. Los Mavericks, con la baja de JJ Barea, solo anotaron cinco de los 33 triples que lanzaron.

Harden y LeBron.
Harden y LeBron. AP

Jamal Crawford, con 17 puntos, Josh Jackson, con 14, y Trevor Ariza, con 13 puntos, ocho rebotes y cinco asistencias, complementaron la gran actuación de TJ Warren. Los Mavericks no estuvieron acertados en ataque y apenas sobresalieron Harrison Barnes, con 15 puntos, pero con malos porcentajes, y DeAndre Jordan, con 14 puntos y 15 rebotes. El duelo entre los ‘rookies’ no fue lucido. Deandre Ayton, número uno del ‘draft’, sumó siete puntos y cinco rebotes y Luka Doncic, número tres, 13 puntos, seis asistencias y cinco rebotes.

La extraordinaria actuación de James Harden guio la victoria de Houston ante los Lakers (126-111). La Barba sumó 50 puntos, 10 rebotes y 11 asistencias. Fue su segundo triple doble esta temporada, el 37º de su carrera. Y es también su cuarto triple doble con 50 puntos, algo que nadie más ha conseguido en la historia de la NBA.

La respuesta de los Lakers, con 29 puntos, cinco rebotes y cuatro asistencias de LeBron James, y con 24 puntos de Kyle Kuzma, no fue suficiente. Brandon Knight reapareció con los Suns tras la lesión de ligamentos que sufrió en febrero de 2017.

LaMarcus Aldridge, con 27 puntos, Rudy Gay, con 21, y DeMar DeRozan, con 14 puntos y siete asistencias, lideraron la victoria de San Antonio ante los Clippers (125-87). Los Spurs vuelven a contar con un balance positivo, 15 victorias y 14 derrotas, y se acercan a las plazas de ‘playoff’.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >