europeo femenino de balonmano

“Me da pena que no interesemos más”

Carmen Martín, capitana de la selección de balonmano, vuelve tras ser baja por lesión en la plata mundial de 2019 y lidera a las Guerreras en el Europeo que arranca este jueves

La capitana de la selección de balonmano, Carmen Martín, contra Eslovaquia en Torrelavega el pasado fin de semana.
La capitana de la selección de balonmano, Carmen Martín, contra Eslovaquia en Torrelavega el pasado fin de semana.rfebm

A Carmen Martín, la capitana de la selección de balonmano, el confinamiento le sentó de maravilla. Necesitaba parar después de meses arrastrando una lesión en el pie izquierdo que le dejó sin Mundial. “Estuve mucho tiempo con el mismo problema, yendo a varios médicos y nos costó solucionarlo. Por eso, la pandemia me vino bien para descansar y recargar energías”, confiesa. Al equipo de Carlos Viver, sin embargo, subcampeón del mundo en 2019 en aquel éxito imprevisto de Kumamoto al que faltó la almeriense, la crisis sanitaria le explotó en las manos. Quedaban días para jugarse el billete a Tokio y el coronavirus acabó encerrando a todo el vestuario en sus casas. También a la extremo derecho, para alivio de su salud. Y, ahora, a punto han estado todas de quedarse sin Europeo ya que hasta diez días antes Dinamarca no pudo garantizar la organización. “He estado casi rezando”, sonríe la jugadora, de 32 años. “Te preparas igual porque hay que estar al 100%, pero había muchas dudas. Lo habría entendido si se hubiera suspendido”.

La selección española, parada a la fuerza en 2020, vuelve a pedir la vez después de la inolvidable plata de hace un año, un éxito tan inesperado por su mustia trayectoria anterior y la baja de Carmen Martín como cruel por su desenlace, con una final resuelta en una acción muy infrecuente (penalti a falta de seis segundos debido a una infracción en el área contraria). “En lo personal, no fue frustrante quedarme fuera de ese campeonato. Frustrante fueron los meses previos por la lesión, pero ver a las chicas llegar tan lejos supuso una alegría. Me consideré una más del grupo. Me ofrecieron viajar y seguir allí mi recuperación, aunque no hubiera tenido las mismas posibilidades”, explica desde su habitación del hotel en Torrelavega, donde el equipo disputó la semana pasada sus dos únicos encuentros de todo el año, contra Eslovaquia, que llegó en avión militar.

“El confinamiento me vino bien para descansar. Llevaba mucho tiempo visitando médicos por una lesión”

“En el Europeo [que empieza este jueves] seremos el conjunto de siempre, el que se deja todo y va con el alma”, asegura la capitana de las Guerreras, que se niega a pronunciarse sobre cuál sería un buen resultado. El inicio será complicado (Rusia, Suecia y República Checa en la primera fase) e, inevitablemente, el subcampeonato mundial les pone más ojos encima. “No nos creamos ese tipo de presión. A mí siempre me gusta ir de tapada. Tengo los pies en el suelo y entiendo dónde están mis límites”, subraya. “En todo caso, será un torneo que girará alrededor de la salud. En cualquier momento, cualquiera puede pillar el virus y afectar al equipo”. Por suerte para todas las selecciones, un positivo no supondrá la eliminación de un conjunto y de su rival anterior, como llegó a pretender Noruega, cosede del Europeo hasta su renuncia hace dos semanas.

La cita aparece en un momento con objetivos quizás más apetecibles en el horizonte próximo. En tres meses disputará el Preolímpico (contra Suecia, Argentina y Senegal), en ocho aspira a estar en Tokio y en un año es el Mundial de España. “Mucho de nuestro pensamiento está en clasificarnos para esos Juegos tan ansiados, pero no podemos olvidarnos de este Europeo, que nos viene genial para coger sensaciones”, analiza Carmen Martín. Y un gran campeonato como este, por muy encajonado que se encuentre entre aspiraciones más elevadas, supone la única oportunidad del balonmano femenino de reclamar su cuota de pantalla. “Me gustaría que tuviéramos más atención, que interesásemos un poco más. Me da pena, la verdad”, lamenta la mejor extremo derecho de los Europeos de 2014, 2016 y 2018, y del Mundial 2011. El nivel de la Liga tampoco ayuda a acaparar más atención el resto del año. 10 de las 16 seleccionadas juegan en el extranjero, incluida ella (ahora en el CSM Bucaresti rumano), que se marchó en 2012 tras el hundimiento del último gran club español, el Itxako.

“Mucho de nuestro pensamiento está en clasificarnos para esos Juegos tan ansiados, pero no podemos olvidarnos de este Europeo”

La almeriense es uno de los cinco cambios en la lista continuista de Carlos Viver respecto al Mundial, y la mejor novedad. La peor es la caída de Shandy Barbosa, máxima goleadora del equipo hace un año en Kumamoto. En su lugar entra Carmen Campos, a la cabeza de las anotadoras de la Liga francesa. Y en el pivote se estrenan Kaba Gassama y Lisa Tchaptchet por Eli Cesáreo (lesionada) y María Núñez. La portera Zarly Zobqi también se queda fuera. Un proyecto de veteranía y juventud iniciado en 2017 y que siempre se marcó como principal objetivo el Mundial de 2021 en casa. Los resultados llegaron antes de lo previsto

“Las veteranas tendremos que echar una mano a las jóvenes que pueden verse un poco perdidas. Me gusta dar consejos, aunque no estoy todo el rato encima”, apunta la capitana, desde 2005 en la selección y que, de las cinco medallas de las Guerreras, solo le falta la última. Tiempo habrá para ahondar en esa mezcla intergeneracional en el hotel de Herning porque el torneo se desarrollará en modo burbuja. “Creo que estoy preparada para casi un mes así. No he estado tanto tiempo con mi equipo, pero tengo una previsión de cómo puede ser”, concluye. Quehacer no le faltará tampoco con sus estudios de Turismo y Negocios.

Las 16 convocadas

Porteras: Silvia Navarro (Rocasa Gran Canaria), Mercedes Castellanos (Rincón Fertilidad Málaga).

Centrales: Silvia Arderius (Rincón Fertilidad Málaga), Alicia Fernández (Ramnicu Valcea), Nerea Pena (Team Esbjerg).

Laterales derecho: Almudena Rodríguez (Gloria Bistrita), Mireya González (Ramnicu Valcea).

Laterales izquierdo: Lara González (Besançon), Carmen Campos (Dijon).

Extremos izquierdo: Jénnifer Gutiérrez (Borussia Dortmund), Soledad López (Rincón Fertilidad Málaga).

Extremos derecho: Carmen Martín (CSM Bucuresti), Marta López (Ramnicu Valcea).

Pivotes: Ainhoa Hernández (Zubileta Evolution Zuazo), Lysa Tchaptchet (Elche), Kaba Gassama (Nantes Atlantique).

Calendario

Rusia (jueves 3, 18.15), Suecia (sábado 5, 20.30) y República Checa (lunes 7, 18.15). Todos por Teledeporte.

Pasan a la segunda fase (del 10 al 15) las tres primeras y arrastran los puntos logrados contra los equipos que también la superan. La siguiente ronda la forman dos grupos de seis. Se clasifican las dos primeras a semifinales (día 18). La final es el 20. España no se movería en todo el torneo de Herning (Dinamarca)

Lo más visto en...

Top 50