Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España digiere a tiempo el puré senegalés

La selección sentencia a las africanas en diez minutos de la segunda parte tras un primer periodo muy incómodo

Jennifer Gutiérrez, en una acción del partido.
Jennifer Gutiérrez, en una acción del partido.

Diez minutos de ligereza resultaron suficientes para que España empaquetara a Senegal (29-20) y siguiera impoluta en este Mundial. Tres de tres. A las 15.00 hora japonesa, a la selección le esperaba un puré con muchos tropezones y el juego físico de las africanas se le hizo bola hasta el descanso. Media hora le llevó encontrar el pin que desbloqueara el partido. Pero a la vuelta de los vestuarios, la sangría de pérdidas de su rival (27 en total) le permitió correr y coger aire. El acierto por las alas de las extremos Maitane Etexeberria y Sole López, inéditas hasta entonces en pista, impulsó a las Guerreras. Apenas fueron diez minutos, pero no hicieron falta más para sumar otra victoria y seguir líderes de su grupo.

España, 29 - Senegal, 20

España: Navarro; Marta López (3), Mireya González (-), María Núñez (1), Lara González (2), Barbosa (7, 2p) y Jennifer Gutiérrez (1p) -equipo inicial- Zoqbi (ps), Arderius (-), Eli Cesáreo (-), Etxeberria (3), Pena (3), Sole López (3), Alicia Fernández (2), Almudena Rodríguez (4) y Ainhoa Hernández (-)

Senegal: Sako (1); Dapina (5), Keita (1), Camara (6), Sankhare (4), Sy () y Ndiaye (3, 2p) -equipo inicial- Lo (ps), Seck (-), Kante (-), Paye (-), Ba (-), Sene (-), Sylla (-), Kamdop (-) y Diop (-)

Marcador cada cinco minutos: 1-2, 4-4, 6-6, 8-8, 11-10 y 14-13 (Descanso) 17-14, 21-14, 22-16, 24-17, 27-19 y 29-20 (Final)

Árbitros: Lah y Sok (SLO). Excluyeron por dos minutos a Sy, Keita, Kandop y Ba por España; y a Mireya González, Almudena Rodríguez (2), Ainhoa Hernández y Alicia Fernández por Senegal.

Incidencias: Encuentro de la tercera jornada del grupo C disputado en el General Gymnasium de Yatshusiro.

“Hay que masticar y masticar esto, que no nos afecte al coco”, les advertía Carlos Viver a sus jugadoras en el minuto 17. Había tenido que pedir un tiempo muerto con 7-8 en el marcador porque en España había poca huella de sus actuaciones contra Rumania y Hungría. El despliegue de Senegal y la recia tapia que había levantado su portera, Sako (llegó a detener un penalti con la cara) había ofuscado a la selección. Casi lo único que permanecía inmutable de los días precedentes era Shandy Barbosa que, tras fallar sus dos primeros lanzamientos, cogió carril desde el exterior. En el intermedio de la primera parte, llevaba más de la mitad de los tantos de su equipo (cuatro de siete).

La arenga surtió efecto y las Guerreras engancharon un parcial de 4-0 para alcanzar una renta de tres dianas (11-8), pero la calma duró un instante. Tres goles seguidos de Camara, indetectable hasta el descanso para la defensa, devolvieron el duelo al punto de partida. Tampoco la salida de Alicia Fernández en el puesto de central sirvió para cambiar el desarrollo de los acontecimientos ni las extremos aliviaron el escenario. Senegal, que ya comprometió a Montenegro y Rumania, le estaba haciendo la misma a España (14-13 en el ecuador).

Movió el cesto el seleccionador a la vuelta de los vestuarios y dio carrete a las extremos Sole López y Maitane Etxeberria, y en la portería a Zobqi. La medicina tuvo un efecto inmediato. Un chute en vena. España le endosó su parcial de 7-1 en diez minutos y su rival quedó en nada. Toda la incomodidad sufrida hasta entonces desapareció de forma súbita. La selección sacó tajada del goteo constante de pérdidas y aprovechó para tirar contragolpes rubricados por López y Etxeberria, que anotaron dos y tres tantos, respectivamente, en esa breve ventana del partido. Las Guerreras supieron hacer caja con las inferioridades ajenas y también con las propias.

El colapso de Senegal fue absoluto: nueve minutos sin marcar y siete goles en toda la segunda mitad, tres de ellos en los primeros 20 minutos. Camara, que metió seis en la primera parte, se quedó completamente seca tras el descanso. No le pasó lo mismo a Barbosa, la MVP del partido, que cerró con una vaselina de seda una tarde japonesa muy rugosa. La siguiente cita de España es este miércoles (7.00, Teledeporte) contra Kazajistán, probablemente la rival más débil del grupo.

Resultados de la jornada

GRUPO A

Holanda, 51 - Cuba, 23

Eslovenia, 24 - Angola, 33

Noruega, 28 - Serbia, 25

GRUPO B

Corea del Sur, 33 - Brasil, 27

Francia, 46 - Australia, 7

Dinamarca, 26 - Alemania, 26

GRUPO C

España, 29 - Senegal, 20

Hungría, 24 - Montenegro, 25

Rumania, 22 - Kazajistán, 20

GRUPO D

Rusia, 34 - Congo, 13

China, 28 - Argentina, 34

Suecia, 34 - Japón, 26

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información