Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Kepa camino del Chelsea y Courtois del Real Madrid

El club inglés depositará la cláusula de 80 millones de euros por el guardameta del Athletic que renovó en enero

Kepa Chelsea
Kepa durante el partido contra la Real Sociedad del pasado mes de abril. Getty Images

La hiperinflación en la posición de portero impulsada por la Premier League desde la temporada pasada está a punto de cumplimentar otro notable episodio con el fichaje de Kepa Arrizabalaga (23 años) por el Chelsea, propiedad del magnate ruso Roman Abramovich. El millonario trasvase, 80 millones de euros, tendría además una derivada de primer orden: el desbloqueo de la llegada del internacional belga Thibaut Courtois (26 años) al Real Madrid, una vez que el técnico blue Maurizio Sarri se aseguraría con Kepa un recambio de garantías.

Si hace un mes el Liverpool pagó a la Roma 75 millones de euros por el guardameta brasileño Alisson, el Chelsea tiene previsto depositar hoy en la sede de LaLiga la cláusula de rescisión que liberará al internacional español del Athletic de Bilbao, que se negó en banda a negociar. Esos 80 millones de euros que los londinenses dejarán en las arcas del club vasco se convertirán en la mayor cifra pagada por un portero. De haberse inclinado por concretar el manifiesto interés mostrado en contratar a Jan Oblak, Abramovich habría fijado el techo del precio pagado por un portero en 100 millones de euros. La complicación para arrancarle el meta al esloveno al Atlético de Madrid ha propiciado que finalmente sea el portero vasco el elegido. Oblak espera una mejora de contrato que negocia desde hace tiempo con la propiedad del club rojiblanco.

En menos de ocho meses, el destino de Kepa ha dado varios giros abruptos. En enero, durante el último mercado invernal, estuvo a punto de firmar por el Real Madrid durante el último mercado invernal, pero la negativa de Zinedine Zidane a contar con él para no alterar el ecosistema de un vestuario entregado a Keylor Navas frustró su llegada al Bernabéu. Para el técnico francés Keylor era intocable.

Kepa terminó por renovar por el Athletic, convirtiéndose en el jugador mejor pagado del plantel con un sueldo que rondaba los cinco millones de euros netos. Ahora, el Chelsea, que no participará en la próxima Liga de Campeones, elevará esa cantidad en algo más de un millón de euros.

Más allá de la cuestión económica, en la decisión de Kepa de aceptar la oferta del Chelsea también ha pesado su creencia de que puede acceder con más facilidad a la titularidad de la selección española, que le disputa a David de Gea, defendiendo la portería de Stamford Bridge que la de San Mamés. El Athletic se queda con Iago Herrerín y Remiro como porteros y la dificultad de reinvertir los 80 millones de euros por las restricciones del mercado que le delimitan su singularidad.

La operación de Kepa ha dado pista libre al fichaje de Courtois por el Real Madrid, que se oficializará en las próximas horas. El acuerdo entre el club blanco y el meta belga estaba cerrado desde hace semanas atrás. Esto ya lo manejaba Keylor Navas, principal perjudicado por la llegada de Courtois, porque así se lo comunicó la dirigencia madridista al inicio de la pretemporada. Sólo faltaba que el Chelsea estuviera de acuerdo en un traspaso que se cifra entre 35 y 40 millones de euros. La intención de Navas es permanecer en el Madrid, que tras la conquista de la Champions League en Kiev había tenido el visto bueno del club para afrontar una revisión al alza de su contrato que concluye en junio de 2020. Tampoco hasta el momento en el Madrid han llegado ofertas por el guardameta.

 

A precio de goleador

El aterrizaje de Courtois en el Bernabéu tiene su dosis de morbo, al haber jugado cuatro temporadas en el Atlético de Madrid y haber sido clave en la Liga conquistada por los rojiblancos en 2014, en la Copa del Rey de 2013 y en la Liga Europa de 2012. Courtois fue un ídolo de la hinchada rojiblanca que en la próxima final de la Supercopa de Europa que se disputará en Tallin el 15 de agosto podría ocupar ya la portería del vecino. Cuando se concrete su llegada, Julen Lopetegui contará con cuatro porteros. A Courtois y Keylor, se suman el recién incorporado Andriy Lunin y Kiko Casilla. Lo normal es que sea este último, también con contrato en vigor hasta 2020, el que abandone la entidad madridista puesto que el ucranio de 19 años es una apuesta de futuro del club, que pretende seguir de cerca su progresión manteniéndole en el primer equipo.

Este inflacionado baile de porteros por los que se pagan precios de goleador se inició el curso pasado en la Premier League cuando el Manchester de City de Pep Guardiola abonó al Benfica 40 millones de euros por Ederson y el Everton 30 al Sunderland por Pickford. Con Kepa, el Chelsea ha roto la banca.

Posible cesión de Kovacic, con Kalinic a un paso del Atlético

Mateo Kovacic está convencido de que si jugó tan poco en el Mundial de Rusia (364 minutos en los siete partidos que llevaron a Croacia hasta la final) fue porque no tuvo protagonismo en el Real Madrid. No disputó ni un minuto en la semifinal y en la final. Ya desde Rusia hizo llegar al club, a través de su representante, la intención de marcharse este verano. Quiere protagonismo y continuidad. Desde los despachos del Bernabéu pidieron ayuda a Modric —que apadrinó su fichaje en verano de 2015 y es su gran amigo en el vestuario— para que convenciera a su compatriota de replantearse su salida. Kovacic jugó temporada pasada 36 partidos y 1.823 minutos. Insuficientes para el medio croata de 24 años. Finalmente, el Madrid ha accedido cederlo al Chelsea por una temporada. Le ven agobiado y no quieren que se queme. Tampoco quieren desprenderse de un jugador que consideran muy bueno, por lo que no contemplan ningún traspaso.

Por otra parte, anoche, el Atlético de Madrid estaba a la espera de cerrar la salida de Kevin Gameiro al Valencia para terminar de concretar la llegada de Nikola Kalinic procedente del Milan. Kalinic (30 años), que fue expulsado de la concentración de Croacia durante el último Mundial por negarse a jugar unos minutos ante Nigeria, se encontraba en la tarde de ayer en Madrid. En un principio, iba a llegar cedido, pero no se descarta un traspaso valorado en unos 15 millones de euros.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información