Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un acomplejado México se enfrenta a una incómoda Honduras

El equipo mexicano busca su pase a semifinales en la Copa Oro cargado de la presión que ha generado su mezquino desempeño

México vs Honduras 2017
Álvarez es abrazado por Montes durante el partido contra Curazao EFE

Pareciera que es 2013. En aquel tiempo el equipo mexicano la pasaba mal en la Copa Oro, justo como ahora. Y no es que quedara eliminado en la primera ronda en el torneo continental, sino que no podía superar con holgura a sus rivales centroamericanos y caribeños, la mayoría ausentes de los Mundiales de fútbol. Cuatro años después el diagnóstico es el mismo. Este jueves (21.30 horas) se enfrenta a Honduras. 

José Manuel Chepo de la Torre dirigía al equipo mexicano en 2013. Primero se hizo cargo de dirigir a su selección de gala en la Copa Confederaciones en Brasil, allí no pudo clasificarse a las semifinales. Al término de la participación se subió al avión para dirigir al plantel alternativo en la Copa Oro. Ese equipo fue atizado por los medios locales por su modo de jugar y por ser eliminado por Panamá.

Juan Carlos Osorio vive el mismo ajetreo. Su equipo con sus mejores futbolistas se quedaron con el cuarto lugar en la Confederaciones. En su último partido, contra Portugal, fue exhibido al gritarle al oído al cuarto silbante y la FIFA le sancionó con seis partidos de suspensión, lo que se traduce en que tiene que ver desde el palco todos los juegos de México en la Copa Oro. “Es frustrante. El mensaje que quiero dar llega muy tarde”, lamentó el entrenador.

El encargado de adiestrar a los jugadores mexicanos es su cuerpo de auxiliares encabezado por Pompilio Páez. La fase de grupos aparentaba ser un paso tranquilo Su primer partido fue así al vencer 3-1 a El Salvador. Pero en el segundo, y con 10 cambios en el once inicial, dieron un tedioso y pobre desempeño frente a Jamaica lo que representó en un 0-0.

Copa Oro 2017 ampliar foto
Osorio durante el entrenamiento previo al juego con Honduras EFE

En el último juego, frente a Curazao, rozaron el ridículo al verse superados en varios momentos. Los atacantes curazoleños tiraron al poste en varias oportunidades y el meta mexicano, Jesús Corona, tuvo que sacar del repertorio sus atajadas especiales. Los del tricolor remendaron su actuación con la victoria 2-0, aunque sale a la luz el debate sobre los embrollos de México para vencer a este tipo de rivales. Algunos señalan que el nivel futbolístico ha aumentado en la zona, prueba de ello es Costa Rica y, sobre todo, Estados Unidos; otros más se van a la yugular al apuntar a una especie de arrogancia por parte del tri.

“Curazao pudo habernos convertido uno o dos goles, pero para eso está el arquero y nosotros pudimos haber hecho uno o dos más”, mencionó Páez.

Su siguiente adversario es Honduras, un equipo sinuoso que disfruta encararse contra México. El equipo dirigido por Jorge Luis Pinto clasificó como uno de los mejores tercer lugares en la fase de grupos. Los catrachos tienen el potencial para aprovechar la desorientación del equipo mexicano aferrado a desconcertar a todos con sus alineaciones.

Pese a las numerosas rotaciones en el plantel, Osorio ha planteado la renovación del plantel con la incursión de jóvenes con fuelle como Edson Álvarez, Alejandro Mayorga, César Montes, Orbelín Pineda, Rodolfo Pizarro y Érick Gutiérrez; además, las incursiones de Elías Hernández, creativo, y Raúl López, lateral derecho, emergen como opciones para fortalecer el equipo absoluto.

El hondureño Romell Quito en un partido de la Copa Oro ampliar foto
El hondureño Romell Quito en un partido de la Copa Oro AFP

El fútbol hondureño ha dejado de poner un poco de atención al partido contra México tras la contratación de Antonhy Lozano con el Barcelona B. El chico, ahora promesa de su país, ha tenido un recorrido por los equipos juveniles del Valencia e incluso, la temporada pasada, jugó en el Tenerife. 

Si al Chepo de la Torre le pedían cambios en su once, a Osorio le ruegan recular con sus experimentos en el equipo. Tras la Copa Oro de 2013, de la Torre fue despedido tras tener una mala racha en las eliminatorias mundialistas. El actual entrenador ha hecho que sus pupilos lideren la clasificación. Una tentativa derrota del tri a manos de Honduras revitalizaría el orgullo catracho y supondría un maremoto de reproches hacia los mexicanos.

Más información