Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

15.000 aficionados toman el Miniestadi

Multitudinaria presencia de hinchas en el entrenamiento de puertas abiertas del Barça tras el triunfo en Riazor

La cara de Ibrahim Afellay, que apenas lleva dos semanas en el Barça, era todo un poema. "Este club es enorme", expresaba el holandés, anonadado ante la masiva presencia de aficionados que han acudido esta mañana al Miniestadi para presenciar el entrenamiento de puertas abiertas que ha programado Pep Guardiola. Tras la exhibición de Riazor, en la que el equipo azulgrana pasó por encima del Deportivo (0-4), alrededor de 15.000 hinchas han abarrotado las gradas durante la sesión que ha tenido lugar en el campo anexo al Camp Nou.

La gran mayoría, niños que no paraban de jalear cada acción de sus ídolos. "El ambiente ha sido impresionante. Esto es una prueba más de que el Barça es algo diferente", recalcaba Seydou Keita, que suma ya tres temporadas en el equipo. "Es una alegría ver a la gente así", incidía Abidal, que bromeaba al apuntar que "con el griterío es muy difícil trabajar así".

La sesión ha arrancado a las doce de la mañana, cuando los pupilos de Guardiola han saltado al césped. En un ambiénte cálido, muy distendido, los futbolistas han completado algunos ejercicios, coronados con un partidillo, y posteriormente se han entregado a los aficionados con la firma de autógrafos, balones a la grada y una vuelta al terreno de juego para agradecer su presencia.

En total, han participado en el entrenamiento 28 jugadores: los de la primera plantilla y varias caras del filial azulgrana como las de Thiago, Rubén Miño, Armando, Planas, Rafa Alcántara, Edu Oriol, Benja y Jonathan Soriano. Por la tarde, varios de ellos han visitado a niños internos en varios centros hospitalarios de la capital catalana.

"Es una jornada para recordar", afirmaba Piqué. "Es un auténtico placer poder entrenar con tanta gente y ver que está tan conectada con el equipo", subrayaba el zaguero, que al igual que el resto de la plantilla, mañana gozará de un día de descanso puesto que el Barça preprara la fiesta del Balón de Oro, al que optan Xavi, Messi e Iniesta, que se celebrará a las 19.00 en Zúrich.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.