Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FÚTBOL | Copa Intercontinental

El Real Madrid llega a Tokio tras 15 horas de viaje y con la "obligación" de ganar

Vicente del Bosque suspende el primer entrenamiento previsto. -El técnico minimiza los casos de gripe y las lesiones de algunos jugadores

Quince horas de vuelo, media de retraso, la gripe como un pasajero más, varios lesionados y el desfase horario correspondiente es el equipaje con el que el Real Madrid ha aterrizado en Tokio cinco días antes de disputar la Copa Intercontinental frente al Olimpia de Paraguay. Un trofeo que el equipo español está "obligado" a ganar, en palabras del capitán Fernando Hierro.

La expedición madridista aterrizó en el aeropuerto de Narita y la primera noticia con la que se encontró es con la suspensión del primer entrenamiento previsto por Vicente del Bosque, por lo que los jugadores se dedicaron a relizar estiramentos en el hall del hotel.

El técnico, además, minimizó tanto los procesos gripales que algunos de sus jugadores así como las lesiones de otros. "Hay cuatro jornadas de entrenamientos hasta el día del partido que serán suficientes para que Makelele, Guti y Raúl Bravo se repongan de sus lesiones y se pongan a jugar", aseguró. Del Bosque dijo que Ronaldo ya estaba bien de su reciente gripe, y que Fernando Hierro y Francisco Pavón también se habían repuesto de sus dolencias.

Tanto el entrenador como Fernando Hierro marcaron en una breve rueda de prensa las exigencias del equipo en Japón. "Venimos para ganar, pero lo que es más importante es ofrecer un buen partido, extender el nombre del Real Madrid y conseguir por tercera vez la Intercontinental", argumentó Del Bosque. "Haremos todo lo posible para ganar. Somos superiores, pero, aun así, el Olimpia intentará ponernos las cosas muy difíciles", dijo el capitán.

El Real Madrid disputa por quinta vez este trofeo. Lo consiguió en su primera edición, en 1960, cuando se jugaba a doble partido frente al Peñarol de Montevideo (0-0, 5-1), y en 1998, ya en Tokio frente al Vasco da Gama brasileño (2-1). Cayó derrotado en 1966 ante al Peñarol (0-2, 0-2) y en 2000 contra Boca Juniors (1-2). Para el Olimpia es su segunda participación tras la derrota sufrida en 1990 con el Milán (3-0).

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.