Los miembros de la banda de K-Pop BTS podrán actuar mientras hacen la ‘mili’

Según el ministro de Defensa surcoreano, Lee Jong-Sup, compaginar la milicia con los escenarios podría aumentar aún más su popularidad

La banda surcoreana de k-pop BTS en una imagen de 2020 Foto: COURTESY OF MTV (REUTERS) | Vídeo: EPV

¿Se puede compaginar la chispeante vida de una estrella de la música juvenil con los rigores del servicio militar? En Corea del Sur puede que sí, según confirmó el lunes el ministro de Defensa Lee Jong-Sup durante una sesión parlamentaria. Los miembros de la boy band BTS, de gran éxito mundial dentro del género del K-Pop (el pop adolescente coreano), podrían seguir actuando antes sus fans incluso durante el cumplimiento de la mili.

El debate sobre el acortamiento del servicio militar para las estrellas del K-Pop, de dos años a solo tres semanas, es un asunto de importancia nacional en el país asiático, consciente de la importancia de esta industria para su economía y su imagen exterior. Un grupo de expertos coreanos estimó en 2018 que BTS generaría un beneficio económico de 56 billones de wones (43.000 millones de dólares) entre 2014 y 2023.

El problema se está poniendo de manifiesto con el miembro más mayor de la banda, Jin, que cumplirá 30 años en 2023. Según una revisión de la Ley del Servicio Militar, aprobada en 2019, a los ídolos del K-Pop se les permite posponer su servicio hasta los 30. Pero a Jin, aun así, el tiempo de cuartel se le acerca peligrosamente. Cumplir con la milicia obligaría a estas bandas a hacer un largo parón en sus frenéticas carreras.

El servicio militar es, en general, un asunto muy controvertido en Corea del Sur, donde todos los hombres sanos de entre 18 y 28 años deben cumplir con su deber castrense como parte de los esfuerzos para defenderse de Corea del Norte, el país vecino, liderado por Kim Jong-Un, con el que nunca se firmó la paz y que amenaza con desarrollar arsenal nuclear. Por el momento, hasta las gentes de la farándula tendrían que empuñar las armas para defender la patria de una hipotética agresión. El dictador, además, se la tiene jurada al género del K-Pop, al que censura por el peligro que le atribuye a su influencia cultural en la población norcoreana.

Nini Lee, una fan surcoreana de BTS, posa con una fotografía de sus ídolos.
Nini Lee, una fan surcoreana de BTS, posa con una fotografía de sus ídolos. KIM HONG-JI (REUTERS)

A lo largo de los años, algunas categorías profesionales han obtenido exenciones, que permiten aplazar el servicio o hacerlo más corto, y que han incluido a los participantes en los Juegos Olímpicos o los ganadores de medallas de los Juegos Asiáticos, así como a los músicos y bailarines clásicos que ganan premios en ciertos concursos importantes.

El Parlamento debate ahora un proyecto de ley que acortaría el servicio militar para las estrellas del K-Pop. El ministro Lee Jong-Sup dijo que al permitir que BTS continúe actuando, los músicos podrían servir a los intereses nacionales sin afectar el grupo que ya se está reduciendo de los recursos de personal debido a las bajas tasas de natalidad. “Incluso si se unen al ejército, habría una manera de darles la oportunidad de practicar y actuar juntos si hay conciertos programados en el extranjero”, dijo Lee, “como mucha gente valora mucho a los artistas que sirven en el ejército, eso puede ayudar a aumentar su popularidad aún más”.

La banda de siete miembros anunció un descanso en junio de su actividad conjunta alegando agotamientos y la intención de llevar a cabo proyectos en solitario. En abril, un portavoz de Big Hit, empresa promotora de la banda, dijo que algunos miembros estaban teniendo un “tiempo difícil” debido a las incertidumbres sobre el debate parlamentario, esperando una decisión firme.

Desde su debut en 2013, BTS se ha convertido en una sensación mundial con sus éxitos optimistas y campañas sociales destinadas a empoderar a la juventud. BTS se convirtió en la primera banda asiática en ganar el premio al artista del año en los American Music Awards el año pasado, y fueron recibidos por Joe Biden, presidente de EE. UU., en la Casa Blanca, encuentro que aprovecharon para debatir sobre los crímenes de odio contra los asiáticos.

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por nuestros mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS