Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EP Tendencias BLOGS Coordinado por JORGE MORLA Y ÁNGEL SUCASAS

Nôtre Dame sobrevive intacta en los píxeles de un videojuego

El videojuego ‘Assassin’s Creed Unity’ se convierte en la memoria viva de la catedral gracias a su recreación virtual

Le llevó a las llamas poco más de un día deshacer un milenio de historia de Nuestra Señora de París. Pero gracias a 208 días y calderilla de trabajo, las llamas no llegaron a destruir esos dos tercios de tejado, conocidos como la forêt, por las 23 hectáreas de robles que se precisaron para su construcción. Incluso la ya mítica y trágica imagen de la aguja desplomándose no fue irreversible. El videojuego Assassin’s creed unity, y las 5.000 horas que se dedicaron a reconstruir virtualmente con detalle obsesivo la catedral, se han convertido ahora en pasado viviente del mítico edificio.

“Llegamos a reproducir las 140 piezas de vidrieras que hay en la catedral. Tomamos una ingente cantidad de fotos y numerosas técnicas de modelado en tres dimensiones, pero también trabajamos con las descripciones históricas y las visitas in situ para retratarla. Todo ello con la idea de crear una Nôtre Dame que sea tan detallada como fuera posible para ser el corazón de nuestra versión de París durante la Revolución Francesa”, detalla Etienne Allonier, director de la saga Assassin’s creed.

Esta franquicia ha vendido más de 100 millones de copias en todo el mundo y que se caracteriza por recrear reconstrucciones 1 a 1 de ciudades y periodos históricos esenciales. De la Grecia de Sócrates al Egipto de Cleopatra. También la París de La Toma de la Bastilla, Robespierre y la insaciable madame Guillotine. La compañía dueña de este hito creado por el diseñador Patrice Désiléts ya ha anunciado que contribuirá con medio millón de euros a la reconstrucción de la catedral.

Durante el E3, la feria más importante del videojuego, este periódico pudo probar una novedosa manera de construir y alterar, en tiempo real, mundos virtuales en tres dimensiones. El ingenio, denominado Brigitte (en honor de la Bardot) permite a cualquier diseñador sumergirse mediante un casco de realidad virtual en cualquier entorno digital y empezar a esculpirlo hasta el más mínimo detalle. Allonier aún no quiere entrar en detalles de si tal tecnología se podría usar para que los expertos que reconstruyan la catedral puedan sumergirse en su gemela virtual. Tampoco si aprovecharían la ocasión para elevar aún más el nivel de detalle de su reconstrucción virtual. “Aún es muy pronto para decirlo, ya que Ubisoft no está aún trabajando en ningún proyecto de reconstrucción”.

¿Pero, de llamarlos, después de todo este altavoz mediático que ha tenido la importancia de su recreación virtual, lo harían? “Estaríamos encantados en hacer lo que se nos pidiera. La idea nos resulta inspiradora.” Aunque Allonier aclara que habría que tener en cuenta las licencias que se tomaron. La catedral de ‘Assassin’s creed Unity, aunque obsesivamente fiel a la original, guarda incongruencias para convertirla en un espacio de juego por el que sus asesinos y templarios trepan acrobáticamente. “No la hicimos como una reconstrucción científica, sino como una visión artística. Te pongo un ejemplo: las espiras que pusimos en el juego aún no habían sido construidas durante la revolución francesa. Habiendo dicho eso, estaríamos más que felices si nuestra pericia ayuda de algún modo a la reconstrucción.

Los videojuegos están acostumbrados a estar en el foco de la noticia bajo sospecha. Hace muy poco, por la estética y los comentarios de aficionado del homicida de Nueva Zelanda. Incluso en el pasado, y respecto a este mismo juego, Ubisoft prefirió esconder la cabeza cuando el líder de la izquierda francesa, Jean-Luc Mélenchon, criticó duramente el retrato de Robespierre hecho en el juego. “Es solo entretenimiento”, fue la tibia respuesta de la compañía, en vez de poner sobre la mesa todo el gasto en investigación y en historiadores consultados para justificar su retrato a Robespierre. Por más que, en respuesta a este periódico, uno de sus directores (Marc-Alexis Côté) fuera mucho más aguerrido en este tema.

Imagen de la reconstrucción de Nôtre Dame del videojuego 'Assassin's creed unity', donde pueden apreciarse las vidrieras de la catedral. ampliar foto
Imagen de la reconstrucción de Nôtre Dame del videojuego 'Assassin's creed unity', donde pueden apreciarse las vidrieras de la catedral.

Pero últimamente las noticias respecto al sector están dando un sesgo a otros derroteros. El ministro de Cultura, José Guirao, los equiparaba en importancia cultural para España con la literatura. El congreso nacional de periodismo cultural que organiza Fundación Santillana estará dedicado en este 2019, precisamente, a los videojuegos. Y ya es habitual encontrarse la palabra museo muy cerca de la palabra videojuego.

Lo histórico de la importancia que ha cobrado esta Nôtre Dame virtual es que, por primera vez, los videojuegos son admirados como una manera de preservar la cultura universal; incluso de desastres fortuitos como el que sufrió la catedral. “Estamos abrumados por ver el homenaje que los jugadores le están dando a Nôtre Dame jugando al videojuego. Nos enorgullece el trabajo que hicimos para recrear Nôtre Dame y aunque parece que no se podrá experimentar el monumento en la vida real en toda su gloria por un tiempo, gozamos de que los jugadores sí puedan hacerlo en nuestro juego”, concluye Allonier.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información