Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
el disco de la semana CRÍTICA i

El pop del momento

El nuevo disco de The 1975 recibe un 8 sobre 10

The 1975, el pasado viernes en Manchester.
The 1975, el pasado viernes en Manchester. Getty

En el proceso que lleva a convertirse en el grupo de pop más grande del momento, The 1975 acaban de entregar un capítulo decisivo para alcanzar su objetivo. A Brief Inquiry Into Online Relationships es un lanzamiento tan caprichoso, desconcertante, exhibicionista, subjetivo y apasionado como ese universo de relaciones online, listas de reproducción aleatorias, vida moderna, angst romántico, postureo político y existencia atropellada que quiere, y en ocasiones logra, retratar en sus canciones. Pero como captura de pantalla de nuestro momento y como altavoz de toda una generación será difícil encontrar en este 2018 un disco pop más certero y apasionado.

El pop del momento

Artista: The 1975

Disco: 'A Brief Inquiry Into Online Relationships'

Sello: Dirty Hit-Polydor

Calificación: 8 de 10

La prensa británica no ha tardado en calificarlo como la respuesta milenial a Ok Computer. Más allá de comparaciones engañosas y exageradas, A Brief Inquiry Into Online Relationships tiene mucho más en común con More Life, de Drake, que con la obra magna de Radiohead: como ya hiciera el rapero y vocalista canadiense, The 1975 desestima el formato álbum para abrazar un concepto más cercano a la playlist. Sin orden ni criterio unificador, montaña rusa estilística y emocional, el disco es una sucesión de ideas, influencias, pruebas, salidas de tono y aciertos que se degusta mejor como si fuera una lista cualquiera de Spotify o Apple Music que un disco al uso.

Tiene hits inapelables –“Give Yourself a Try”, “TOOTIMETOOTIMETOOTIME” o “Sincerity Is Scary”, a cada cual más redondo–, desplantes kitsch –esos aires ochenteros de “I Couldn’t Be More In Love”, la influencia más que anecdótica de The Blue Nile o INXS–, arrebatos experimentales dentro de un ecosistema pop –“How To Draw/Petrichor” recuerda a “Idioteque” de Radiohead–, algo de cuota urbana –“I Like America & America Likes Me” y la sombra alargada de Kanye West– y, sobre todo, un desparpajo fuera de lo común que le permite combinar momentos de genio con episodios al límite de la vergüenza ajena. Es esta falta absoluta de prejuicios, mesura y miedo al qué dirán lo que convierte A Brief Inquiry Into Online Relationships en un trabajo tan estrechamente vinculado a nuestro momento y a una concepción milenial de la música. Y de la vida.

Mezcla jazz con pop adulto, R&B con góspel, house tropical con R&B, hip-hop con pop hortera, electrónica con AOR, todo a lo grande y sin medias tintas; y además lo hace arropado por unas letras caóticas, en ocasiones ridículamente ingenuas, que sin embargo recogen la ya vieja tradición del emo –incomunicación, soledad, incomprensión del mundo, fatalismo amoroso…– y la adaptan con acierto a los códigos y la estética del presente. Ahora mismo, dentro de unos meses ya se verá, es imposible resistirse a su embrujo. 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información