Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘Fama’: Ellas bailan juntas

Cuatro mujeres del equipo de ‘Fama’ comentan el concurso, que tiene esta semana mayor presencia femenina

Paula Vázquez, María Zambrano, María José Rodríguez y Marta Moure en el plató de 'Fama'. Ver fotogalería
Paula Vázquez, María Zambrano, María José Rodríguez y Marta Moure en el plató de 'Fama'.
Alcalá de Henares

Las cuatro mujeres que posan en la fotografía superior son una pequeña parte de las que trabajan en Fama, a bailar, el concurso de danza producido por Zeppelin TV para Movistar + (#0, de domingo a jueves, 21.00), heredero del programa que triunfó en Cuatro hace una década. La presentadora, Paula Vázquez; su directora, María Zambrano; la gerente de contenidos de la cadena María José Rodríguez, y la directora de casting, Marta Moure, ponen la voz en esta historia de un programa renovado en el que trabajan un centenar de personas y que desde su inicio insiste en normalizar en la pantalla y en las redes sociales la igualdad y la diversidad como ya acertó a hacer Operación triunfo hace poco.

El espacio, que acaba de pasar su ecuador, es uno de los mejores ejemplos de la televisión actual de un programa en el que el consumo entre jóvenes y entre mujeres es mayoritario. El programa y la cadena no facilitan números concretos de audiencia, pero sí apuntan, por ejemplo que en redes, donde #0 ha apostado por abrir sus contenidos a todo el mundo, más del 75% de su público son mujeres. El espacio quiere centrarse esta semana en las mujeres ,con las actuaciones de Lorena Gómez el jueves, Sweet California el domingo y la participación del grupo de Bgirls (breakdance) Colapso y de la profesora de baile Yohanna Almagro.

En la antigua fábrica de jabones Gal de Alcalá de Henares (Madrid), el programa ha encontrado un hogar con personalidad donde situar la academia de danza, el plató y la residencia de sus concursantes. EL PAÍS visita Fama el jueves 3 de mayo para hablar con sus responsables. A dos horas de entrar en directo, bailarines, cámaras y todo el equipo de producción ensayan la gala junto a la invitada de ese día, la cantante brasileña Anitta, que dice haber traído a su propio cuerpo de baile como público porque admiran el alto nivel de los concursantes de esta edición.

Ensayo de una gala de 'Fama'. ver fotogalería
Ensayo de una gala de 'Fama'.

"Detrás de las cámaras han cambiado mucho las cosas, ya no es raro que la mayoría de los puestos estén ocupados por mujeres. Es algo estupendo. Fama está demostrando que puede haber una realizadora, una directora, una subdirectora, una jefa de producción, ayudantes de producción, regidora, cámaras, ayudantes de realización, sonidistas.... Lo maravilloso de todo es que es normal", comenta Zambrano. Sentada a su lado, Paula Vázquez asiente a todo lo que dice la directora y añade: "Es el programa en el que he trabajado con más mujeres y, ¿sabes qué?, que se nota en el talante, las cosas se hacen más pausadas, más meditadas y me atrevería a decir, sin criticar a los hombres, que nosotras tenemos un tacto más social, nos preocupa más que los compañeros estén cómodos o que podemos llamarle la atención a alguien de otra forma". "La tele se está llenando de mujeres porque somos muy trabajadoras, rapidas y resolutivas. Son características de la televisión de hoy en día que tenemos las mujeres del equipo", finaliza la directora.

Esa normalización se nota más detrás de la pantalla en la televisión española que delante, donde siguen siendo mayoría los hombres presentadores. "Hay dos planos para nosotras, está el de detrás de las cámaras, que a día de hoy incluso hay más mujeres que hombres trabajando. Pero sí delante queda mucho trabajo", explica Zambrano. En el caso de las presentadoras, su presencia a veces incluso puede parecer un tema de apariencia. "Cuando salimos del camerino arregladas, no siempre lo hacemos para que todo el equipo nos venga a decir, ay qué guapa. No, voy vestida con algo que me ha puesto una estilista profesional, no es algo que yo eligiría, me maquilla un profesional, que igual yo no me maquillaría así en la vida ni saldría a la calle así. Y es para una cosa en concreto, que es vender un producto", cuenta Vázquez. "Si desde que salgo del camerino hasta que llego al plató tengo que aguantar a toda la gente de los machotes, que pasaba en su momento, ahora no, es incómodo. No necesito tu reconocimiento ni lo busco, ni tu apreciación, ni voy vestida para tí. Estoy trabajando", remata la presentadora.

La bailarina y profesora Carla Cervantes da indicaciones a los concursantes durante el ensayo de la gala. ver fotogalería
La bailarina y profesora Carla Cervantes da indicaciones a los concursantes durante el ensayo de la gala.

Los alumnos de la escuela de Fama lo tienen ya todo listo para la gala de esa noche y pasan por la sala de maquillaje para los últimos detalles. Desde la producción del programa admiten que esta nueva generación está mucho más preparada que la de hace una década. "Hay un cambio, una evolución. Es gente mucho más preparada, no solamente respecto al baile, sino que es una generación con la mente muy abierta, son niños que han viajado la tira, super sensibles, con un nivel cultural que... chapó", apunta Moure. "Muchos de ellos están acostumbrados a ponerse delante de una cámara en su ordenador, es un lenguaje que ya traen aprendido", incide Rodríguez.

Y es una generación que entiende la importancia de la diversidad y la igualdad. En esta edición, Fama ha apostado por no crear necesariamente parejas mixtas a la hora de concursar. "Tampoco tenemos gais que necesiten disimular como pasaba antes, porque en muchas ocasiones, aquellos que no podían salir del armario por un tema social terminaban siendo más misóginos que ninguno, porque necesitaban demostrar un tipo de machismo que no tenían. Ahora cada uno puede ser cada uno. Los papeles se han limpiado, es todo como más de verdad", dice Vázquez.

Más información