Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘Traición’: Las familias están para clavarse cuchillos

TVE estrena ‘Traición’, el regreso de Ana Belén a la televisión acompañada de Carlos Bardem y Manuela Velasco

Nathalie Poza, Carlos Bardem, Manuela Velasco e Israel Elejalde, en 'Traición'. En vídeo, el tráiler de la serie.

“Imagina que en Dallas todos fueran J.R.”. Así de contundente y rápido describe Carlos Bardem la serie que La 1 estrena hoy (22.30). La trama de Traición hace honor a su título. Aquí nadie puede fiarse de nadie. “Todos en algún momento traicionan o son traicionados”, cuenta el actor. Una serie en la línea de Dallas o Falcon Crest que, según cuentan sus protagonistas, se vuelve más enloquecida según avanza. Todo parte del anuncio del patriarca del clan durante una comida familiar que hará que sus vidas se pongan patas arriba y salga a relucir la peor cara de cada uno. Traición guarda secretos y sorpresas a lo largo de los 10 capítulos de su primera temporada.

Manuela Velasco se declara fan de Falcon Crest. “Angela Channing era un personaje que me fascinaba. De pequeña, me gustaba imitarla en mi habitación, yo sola, con mis muñecos, me la imaginaba sentada en su mesa y dirigiendo sus tierras”, confiesa a EL PAÍS la intérprete, que en Traición da vida a una de las hijas medianas del clan, “una especie de Señor Lobo, el personaje de Pulp Fiction, limpiadora de los negocios y meteduras de pata de su marido”, interpretado por Israel Elejalde.

‘Traición’: Las familias están para clavarse cuchillos

Porque en esta serie todos tienen cosas que esconder. También el personaje de Bardem, pareja de otra de las hijas de la familia, interpretada por Nathalie Poza. “Es un hombre que tiene dos caras como poco, aunque posiblemente tenga tres o cuatro a lo largo de la serie”. Él también fue seguidor de Dallas y Falcon Crest. Sin embargo, destaca una diferencia en su nueva serie: “aquí no hay melodrama y hay mucho drama, que por momentos va a ser muy enloquecido y, por tanto, muy divertido”. Velasco ahonda en este sentido. “La serie inicia como una saga familiar al uso, pero da un giro que se acerca más a cosas que hemos visto fuera de aquí como Fargo, una cosa muy loca”. Ramón Campos, productor y creador de la serie, ya lo adelantó cuando presentaron la ficción el pasado septiembre en el FesTVal de Vitoria: “queríamos contar una cena de Navidad de cualquier familia multiplicada por 10. Eso es Traición”.

Tanto Carlos Bardem como Manuela Velasco habían trabajado antes con Bambú, la productora de la serie, él en La embajada y ella, en Velvet. Otro factor determinante que destacan ambos para unirse a este proyecto fue un reparto con nombres como los de Poza, Elejalde, Antonio Velázquez o Natalia Rodríguez y con la actriz y cantante Ana Belén al frente, que regresa a la televisión en un papel protagonista 18 años después de Petra Delicado. “Es la capitana del barco y es maravilloso tenerla, una actriz con un dominio absoluto del oficio, una artista integral”, la describe Bardem. “Sus películas, que vi de pequeña, como La colmena, Demonios en el jardín, su Adela en La casa de Bernarda Alba…, me marcaron mucho”, añade Velasco. “Es una persona que, sin conocerla, la tenía mucho cariño, y es muy, muy querida en mi familia”, añade la sobrina de Concha Velasco.

‘Traición’: Las familias están para clavarse cuchillos

Desde el primer capítulo, todos en la familia Fuentes serán sospechosos de un crimen. Pero los actores no conocieron el nombre del culpable hasta el noveno episodio, como confiesa Manuela Velasco. “Aunque, de momento, ninguno nos lo acabamos de creer, nos parece que puede ser una tapadera y que algo queda por saber”, reconoce. “Todos nos miramos con cierta desconfianza”, bromea Bardem de un rodaje que se prolongará hasta el próximo mes. “Todo puede cambiar de un capítulo a otro”, remata.

De ‘The Son’ a ‘La zona’

Este otoño, Carlos Bardem hace doblete en televisión. Además de Traición, el actor participa en La zona, serie de Movistar +. Este mismo año ha participado en otra serie, en este caso estadounidense, The Son, protagonizada por Pierce Brosnan. Y en los últimos tres años también ha sido parte de La embajada y Club de cuervos. "Ha venido así", dice el actor preguntado por su mayor presencia en la pequeña pantalla en los últimos tiempos. "El gran cine comercial se ha puerilizado, por decirlo de alguna forma: los grandes taquillazos son historias de superhéroes, efectos especiales... Echo de menos la clase media de historias más de autor, de personajes, y eso se encuentra desde hace unos años en la televisión, con narrativas más arriesgadas que para mí, como actor y espectador, son más interesantes".

Más información